Adolfo Suárez Enrique Ponce

el corte ingles

Adolfo Suárez Flores, al igual que su madre, Isabel Flores, ha tenido un nivel mediático bajo y se ha mantenido al margen de la vida política de su padre, Adolfo Suárez. La última vez que se vio a toda la familia junta en los medios fue por la muerte del presidente, en marzo del 2014.

Familia de ganaderos, políticos y toreros, el hijo de Adolfo Suárez Illana y nieto del fallecido Adolfo Suárez sigue la tradición de tauromaquia y se vestirá de corto la tarde del próximo 6 de octubre en la plaza de Povedilla, en Albacete. Lo hará acompañado de Enrique Ponce, Javier Conde, Toñete y Luis David Adame.

Tanto Adolfo Suárez Illana como su padre salieron de la plaza en hombros, juntos y separados, en más de veinte ocasiones. El joven de los Suárez ha querido continuar esta tradición e intentar también igualar a sus predecesores en la plaza.

No hay que olvidar que el mundo del toro le viene a Adolfo Suárez Flores por parte de padre y de madre. El padre de Isabel, Samuel Flores, es terrateniente y reconocido ganadero de reses bravas.

SAMUEL FLORES

Adolfo Suárez Enrique Ponce
Enrique Ponce, Samuel Flores, Alfonsito Suárez y

El abuelo de Adolfo Suárez, Samuel Flores, es el dueño de enormes fincas en la zona de Castilla-La Mancha. Es reconocido por la crianza de sus reses bravas y por ser, desde hace más de cuarenta años, uno de los promotores del festival taurino que se celebra en Povedilla, donde Adolfo debutará como torero.

También fue en esta localidad, que se encuentra cerca de los terrenos de Samuel, donde su padre, Adolfo Suárez Illana, se puso el traje de luces por primera vez en el mismo cartel que Enrique Ponce, Miguel Báez “El litri”, Jesulín de Ubrique y Vicente Barrera, en el año 2000.

En esta ocasión, será el más pequeño de los Suárez quien se enfrente a un toro bravo dentro de esa misma plaza de toros donde antaño lo hizo su padre, Adolfo Suárez Illana.  

ENRIQUE PONCE JUNTO A ADOLFO SUÁREZ FLORES

Adolfo Suárez Enrique Ponce

Desde su cogida el pasado mes de marzo, Enrique Ponce, de casi 48 años, ha retomado con cautela, pero sin pausa, su regreso a los toros después de su gravísima lesión de rodilla. Hace ocho meses, en la Feria de las Fallas, Ponce sufrió lo que los médicos denominan “rodilla catastrófica”.

Esto no es otra cosa que la rotura de los ligamentos cruzados anterior y el lateral interior, ambos meniscos, tanto el interior como el exterior, sumado a una fractura de diez centímetros a partir de la meseta tibial.

Después de estar cada día de rehabilitación y de trabajo, Enrique Ponce volvió a los ruedos el 10 de agosto en El Puerto de Santa María, Cádiz. Esta vez lo hará acompañando al hijo de su antiguo compañero, Adolfo Suárez.

ADOLFO SUÁREZ FLORES

Adolfo Suárez Enrique Ponce
Adolfo Suárez Flores en la arena de la plaza con su padre

El hijo de Adolfo Suárez, “Adolfito”, como le dice la familia y los amigos, lleva lo del toreo arraigado desde pequeño. En su infancia, pasaba todos los veranos junto a sus abuelos en “El Palomar”.

Es hijo del abogado y diputado del Partido Popular, Adolfo Suárez, y de Isabel Flores, hija de ganaderos. Al igual que su padre y su abuelo, ambos abogados y políticos, Alfonsito estudia Derecho. Su padre es, desde marzo, el número dos del PP en las listas de Madrid y en el Congreso de los Diputados en mayo, además de ser tercero en la Mesa del Congreso.

No es que Alfonso Suárez tercero haya decidido dejar de estudiar para volcarse de lleno en el mundo de los toros, es una afición que le viene de familia y, al igual que su padre, ha querido ponerse el traje de luces.

El joven Suárez continúa así el linaje de su familia en las plazas de toros, para pasar de las gradas a las que asiste con su padre, a saltar al ruedo. En un principio, no se ha especulado nada de convertirse de forma profesional en torero. Es más bien una forma de aumentar la afición Suárez por los toros.

Al estar estudiando Derecho, también como el resto de los varones de su familia, no se sabe si Adolfo Suárez Flores también probará suerte en el mundo de la política en unos años. El joven ha dejado muy claro que continuará sus estudios y que lo compaginará con las corridas de toros sin tener que abandonar ni lo uno ni lo otro.

FAMILIA SUÁREZ Y LOS TOROS

Adolfo Suárez Enrique Ponce
Adolfo Suárez y su hijo Adolfito

El padre de Adolfo Suárez Flores es gran amigo de toreros, como Enrique Ponce y Juan José Padilla. Suelen aparecer en “Las Ventas” y participaba, desde hace tiempo, en festivales con el traje de luces y el capote. Pero en el año 2007, después de llevar siete años toreando, Adolfo Suárez padre decidió dejar esta práctica para las siguientes generaciones, donde Adolfito se erige como su relevo.

“Todo tiene un principio y un final. Es mejor que el final lo elija yo. Llevo toreando siete años, tengo cuarenta y cuatro años y una familia a la que he hecho partícipe de esta locura mía por el toreo. He dado todo lo que he podido, he ido evolucionando como torero y creo que ha llegado el momento de dejarlo”, fueron las palabras de Adolfo Suárez.

La pasión por los toros de Adolfo Suárez viene desde 1959, fecha en la que el abuelo paterno debutó en los ruedos en Ávila, participando en el Festival de Nóveles. Dando así pistoletazo de salida al comienzo de un linaje de toreros.

Si se tira de hemeroteca, Adolfo Suárez, abuelo, fue muy amigo de Victoriano Valencia. Ambos han compartido cartel y andanzas por distintas partes de España. Victoriano Valencia es el suegro de Enrique Ponce, y además su apoderado. El conocido empresario taurino colgó el traje de luces el 27 de septiembre de 1971 en Ibiza.

Victoriano Valencia comparte con los Suárez el tener la carrera de Derecho. Es de ahí de donde viene la unión entre las familias y que Enrique Ponce acompañe al pequeño de los toreros Suárez en su primera andadura con las luces.

Adolfo Suárez Enrique Ponce
Enrique Ponce y su suegro, el torero Victorio Valencia