domingo, 29 noviembre 2020 12:51

Alcalde de Pamplona trabajará para los Sanfermines de 2021 pero no serán “como los de siempre”

El alcalde de Pamplona, Enrique Maya, ha afirmado que el Ayuntamiento trabajará para que en 2021 puedan celebrarse los Sanfermines, tras la suspensión de las fiestas de este año por la pandemia de Covid-19, pero ha considerado que, de celebrarse, no es “muy factible” que sean “como los de siempre”.

“Mi opinión, sin ningún dato, porque queda mucho tiempo, es que puede haber San Fermín, pero no sé cómo va a ser, sinceramente no creo que la mejora de los datos dé para volver a estar abrazados en la plaza Consistorial, volver a estar en una sociedad gastronómica cantando todos juntos como se hacía toda la vida. Lo veo muy difícil, porque se habla de la vacuna, y creo que todo eso no va a estar a tiempo para que en San Fermín se note”, ha asegurado Maya durante su intervención en un coloquio organizado por Executive Forum.

Maya ha dicho que tiene “la ilusión de que de alguna forma haya San Fermín”. “¿Por qué no se puede correr un encierro con determinadas condiciones de número máximo de personas, etcétera? Tengo la ilusión de que va a haber San Fermín y trabajaremos para ello. De hecho, en el presupuesto de 2021 la gran pregunta que nos hacíamos era si poníamos dinero para San Fermín y yo dije que sí, claro, no vamos a ser nosotros los que digamos hoy que no va a haber San Fermín, y claro que espero que se den circunstancias para ello”, ha añadido.

De hecho, ha dicho que “sueña” con que habrá chupinazo, “pero cuál, no lo sé, espero que se parezcan lo más posible a los de siempre, pero no lo veo muy factible”.

Durante su intervención, Enrique Maya se ha referido a la actualidad política y, en concreto, ha criticado el acuerdo presupuestario entre el Gobierno de Navarra y EH Bildu. “En Navarra hay acuerdo, está escrito y está firmado. Eso, para los que vivimos en esta tierra es un shock, porque por primera vez el Partido Socialista le ha dado un partido que no condena a ETA la carta de ser un partido más. Eso es una convulsión en Navarra. Yo nunca daré ese paso de pacto con EH Bildu porque no tiene legitimada moral para ser interlocutor para políticas de Estado o de Gobierno”, ha dicho.

Maya ha afirmado que “aunque ETA ya no mata, hay un partido que se llama EH Bildu que sigue defendiendo sus tesis y sigue habiendo miedo”. “Tenemos ayuntamientos en Navarra donde el voto a las elecciones municipales prácticamente no existe, y en cambio hay mucho voto en las elecciones autonómicas. ¿Por qué no puede haber candidatos a los que la gente votara en las elecciones municipales? Por miedo. Eso hay que decirlo bien claro a toda España, que no piensen que ya ETA se acabó, que sí, que ya no mata, pero sus secuelas y los que defienden su proyecto político están hoy aquí y están dirigiendo las políticas de Navarra y parece que ahora también de España con estos acuerdos que está habiendo”, ha indicado.

Enrique Maya ha afirmado que “no es un terror de pistolas, es un miedo que está metido en las vísceras de la gente”. “Eso que estás en una cafetería y quieres hablar bien del PP y miras a ver quién te oye”, ha dicho.

El alcalde de Pamplona también ha abordado la tramitación de los Presupuestos municipales para 2021, para los que no cuenta actualmente con apoyo suficiente y ha reconocido que existe un “bloqueo” en su aprobación.

“Es muy difícil llegar a acuerdos, porque los acuerdos pasan por llegar a acuerdos con los partidos que hoy sustentan ese Gobierno de Navarra que excluye a Navarra Suma. Para mi es una situación compleja, tengo que llegar a acuerdos con esos partidos”, ha dicho.

No obstante, ha subrayado que su “prioridad es Pamplona y yo voy a intentar por todos los medios, sin saltarme ninguna línea roja en relación a Bildu, hacer lo mejor para Pamplona, porque no entenderían los ciudadanos de Pamplona que por un rifi rafe político las calles estuvieran más sucias”.

El alcalde ha defendido el anteproyecto de Presupuestos que ha elaborado el Gobierno municipal, que se elevaría hasta 245 millones de euros, y ha advertido de las consecuencias de una prórroga presupuestaria, ya que el 1 de enero de 2021 las cuentas municipales quedarían en 188 millones.