Cantabria ha contabilizado cinco nuevos casos de coronavirus en las últimas horas, uno en el día de ayer y cuatro en lo que va de jornada, y de los cuales dos corresponden al brote registrado en la familia procedente de Bolivia.

Además, el martes se registró un ingreso en la Unidad de Cuidados Intensivos, tras varias semanas sin pacientes Covid en las UCI de la región donde, además, hay dos hospitalizados.

En concreto, hacía 40 días que Cantabria no tenía enfermos de coronavirus en UCIs, desde el 12 de junio, cuando salió el último, que había entrado el día 7 de ese mes.

La persona que permanece ahora UCI no está relacionada con ninguno de los positivos de los focos detectados en los últimos días en la región.

Estas cifras han sido facilitadas por la Consejería de Sanidad y avanzadas también, en rueda de prensa, por el vicepresidente del Gobierno regional, Pablo Zuloaga, quien considera que son unos “datos moderados” tras los focos registrados en fines de semana, dos este último.

Y es que además de los contagios en la familia que viajó de Sudamérica –en avión hasta Madrid y desde allí en coche a Cantabria, con origen en tres personas y que con los nuevos positivos suma nueve en total– se detectaron otros tantos casos entre jóvenes que celebraron una fiesta privada en una casa particular en Campoo de Suso, foco en el que no hay novedades.

En el foco importado del extranjero permanecen en cuarentena en sus domicilios los otros siete contactos estrechos, que dieron negativo en la prueba PCR.

Y en el surgido en la vivienda campurriana, se originaron 57 contactos estrechos, que también están en cuarentena, aunque han dado negativo en la prueba de detección del virus.

En la comparecencia ante los medios tras la reunión del Consejo de Gobierno, su portavoz ha señalado que el encuentro semanal ha estado nuevamente marcado por la “preocupación y obsesión” del Ejecutivo autonómico de tener “controlada” la situación epidemiológica, por lo que ha llamado a “no bajar la guardia”, al tiempo que la administración estudia implantar, desde esta misma semana, nuevas restricciones para evitar y controlar posibles rebrotes.

52 CASOS ACTIVOS EN CANTABRIA

En la actualidad, la Comunidad Autónoma tiene 52 casos activos, de los que la gran mayoría -50- están en aislamiento domiciliario.

Además, desde que se inició la pandemia, Cantabria acumula 3.187 positivos (2.400 diagnosticados mediante prueba PCR y 787 a través de test detección anticuerpos).

La cifra de fallecidos se mantiene en 212 personas en la región, donde se han curado 2.923, el 92% de todos los infectados.

Hasta la fecha, se han realizado 102.363 test, que supone una tasa de 17.609 por cada 100.000 habitantes.

Comentarios