coronavirus pornhub

La alerta social se ha instaurado en el mundo por culpa del coronavirus. La pandemia, definida así por la Organización Mundial de la Salud (OMS), se ha extendido por más de 75 países en apenas dos meses. En España, en pocos días, son más de 200 las personas afectadas. Y tres, el número de muertos. Sin embargo, el drama que sufren algunos es pura fantasía sexual para otros. Sólo así puede explicarse que el término coronavirus se haya convertido en tendencia en la web porno Pornhub.

No, no es broma. Pese a que más de 3.000 personas han fallecido a causa de este virus, Pornhub se ha permitido el lujo de publicar vídeos porno en los que figuran personajes con mascarillas que mantienen relaciones sexuales. Y por supuesto, la gente lo ha consumido. Hasta tal punto de hacer que este término se haya convertido en uno de los más buscados en la plataforma líder en su sector.

No es la primera vez que sucede algo así. La actualidad siempre se traslada al porno. Pasó lo mismo con el boom de la película El Joker, que se convirtió en tendencia. Es una de las claves que conoce bien la industria y que ha decidido llevar a cabo. Spicy x Rice ha declarado al medio Vice que además de miedo el coronavirus trae “misterio a casi todo el mundo”.

PORNHUB SABÍA DEL ÉXITO DEL CORONAVIRUS

“Esto generó la idea, sabiendo que cada evento actual termina como un porno eventualmente. Sabíamos que las personas lo buscarían en plataformas menos censuradas como Pornhub”, ha señalado el dúo porno. El objetivo, hacer “cómico” un absoluto drama como el coronavirus, que está en boca de todos. “Y así reducir nuestras posibilidades de ser prohibidos”, agrega al mismo medio Spicy.

Lo cierto es que sucedió algo similar con suceso de la Manada. Mientras España clamaba contra los violadores en las redes sociales y los informativos copaban todo su espacio con este tema, en Pornhub era uno de los términos más buscados.

Lo que resulta evidente es que la actualidad se extiende a cualquier ámbito. Y mientras unos instalan búnkeres y desabastecen los supermercados para sobrevivir al coronavirus, otros buscan el placer sexual con el tema más de moda del momento. La pandemia se pasa del drama al sexo. Y la industria, que conoce bien el producto que funciona, empieza a sacar tajada de una de las mayores alertas sociales de los últimos años.