pablo ruz

El senador del PP Pablo Ruz ha acusado a Compromís de “ser un partido nacional-centralista al proponer en el Senado la suspensión de las diputaciones provinciales”, ya que ha defendido que éstas “son la mejor herramienta para defender los municipios de la provincia” y ha anunciado el voto en contra del PP a la propuesta en la Cámara Alta.

Así se ha pronunciado después de que el sábado el senador de Compromís Carles Mulet haya anunciase que defenderá en el Pleno del Senado “reformular el futuro de las diputaciones” con el objetivo que las autonomías “puedan asumir sus funciones si así lo desean”. Entre otros asuntos, propondrá que se posibilite la desaparición de las instituciones provinciales “sin mayores traumas”.

Al respecto, Ruz ha manifestado que Compromís “quiere acabar con la identidad de la provincia de Alicante para trasladar las competencias a la Generalitat Valenciana, lo que supone una recentralización a Valencia dentro de su proyecto nacionalista”.

En este sentido, ha anunciado en un comunicado que el PP votará en contra de la propuesta del senador de Compromís, Carles Mulet, por “atentar contra los intereses de la provincia de Alicante”.

Los ‘populares’ entienden que “eliminar la Diputación de Alicante, tal como lo entiende Compromís, aleja las ayudas de los ayuntamientos y de los alicantinos” y “no reduce, sino que aumenta el gasto de las administraciones y supone un retroceso histórico en favor del proyecto nacionalista de Compromís”.

“Nunca vamos a apoyar ninguna medida que suponga quitar derechos de los alicantinos para llevárselos a Valencia”, ha defendido el senador, que ha garantizado que las diputaciones provinciales “cuentan con todo el respaldo del Partido Popular”.

Ruz ha denunciado que Compromís “busca cambiar el modelo provincial vigente desde hace casi 200 años en favor de la construcción de una nueva realidad administrativa basada en las comarcas a través de las mancomunidades, siguiendo el modelo nacionalista impuesto en otras regiones con las comarcas y mancomunidades”.

Por tanto, ha apuntado que la eliminación de la Diputación “no se basa en criterios de eficacia ni racionalización de gasto, sino de concepto de comarcas según el ideario del nacionalismo independentista catalán, del que Compromís copia su programa”.

“La Diputación Provincial se ha mostrado como la mejor herramienta para ayudar a los municipios de la provincia de Alicante”, ha insistido Ruz, “como se ha demostrado en las tragedias recientes que hemos vivido, como la DANA de septiembre en la Vega Baja, la tormenta Gloria o la crisis del coronavirus”, ha remarcado Ruz, al tiempo que ha precisado que los municipios de Alicante “todavía esperan la respuesta de la Generalitat Valenciana mientras que la institución provincial, de la mano de Carlos Mazón, ha desplegado una inversión descomunal en favor de los vecinos de los 141 municipios de la provincia de Alicante”.

“DISCRIMINACIÓN Y ABANDONO”

En esta línea, ha subrayado que Compromís “no puede argumentar criterios de eficacia administrativa ni tampoco de racionalización de gasto”. “La opción de la izquierda pasa por multiplicar las administraciones con las mancomunidades, lo que jamás supondrá ahorro en personal y, sin embargo, disgregará la capacidad que tiene la Diputación Provincial de crear programas en conjunto para toda la provincia de Alicante”, ha puntualizado.

“El objetivo final es conseguir que las competencias de las diputaciones vayan a Valencia, quienes decidirán según sus criterios sectarios a quiénes favorecer y ya sabemos cómo acaba todo cuando es la Generalitat de PSOE, Compromís y Podemos la que decide sobre la provincia de Alicante, en discriminación y abandono”, ha declarado.

“En términos históricos, el PP recuerda que la provincia es la división administrativa más antigua del Estado español, con casi 200 años de antigüedad, y a lo largo del tiempo ha forjado su identidad dentro del proyecto autonómico y nacional”, ha apuntado Ruz, que ha advertido de que Compromís “intenta destruir la historia de unión de los alicantinos para construir una realidad alternativa, construida de manera artificial sobre los cimientos de la fantasía de los ‘Països Catalans’ a los que están abonados”.

“El PP mantiene su compromiso con los alicantinos de manera inequívoca a través de la Diputación Provincial y siempre luchará por mantener su identidad frente a los ataques nacionalistas y centralistas de formaciones como Compromís y sus primos hermanos de ERC, Bildu y compañía”, ha zanjado.

Comentarios