monte

Hay un clamor en las redes sociales que crece por momentos. Los sectores simpatizantes con el liberalismo están escandalizados por el hecho de que haya un gran número de personas que vaya a percibir una renta básica a cambio de nada. Es por eso que cada vez son más los que piden que a cambio de ese ingreso, los beneficiados realicen trabajos comunitarios de cualquier tipo, como limpiar el monte u otras actividades que beneficien a la sociedad. Sectores dentro del PP, Ciudadanos y, por supuesto, Vox, ven con buenos ojos la idea de que uno de los requisitos para percibir el ingreso mínimo vital sea realizar trabajos comunitarios, no solo acreditar que se está buscando empleo de forma activa.

Para percibir este ingreso, hay una serie de exigencias. Irá a parar a 850.000 familias, es decir, más de 2,3 millones de personas, según el Gobierno, y el importe de la renta oscilará entre los los 462 y los 1.015 euros por hogar, una cuantía que depende de si se tiene a personas mayores o hijos a cargo, y de los ingresos declarados en 2019. Sin embargo, hay voces en los sectores más liberales de los partidos españoles que quieren algo más, que aporten a la sociedad por ese dinero que van a cobrar.

Uno de los que dio el pistoletazo de salida a esta idea que se ha hecho viral en Twitter es el tuitero Pastrana. Tras este comentario, miles de personas se lanzaron a compartir el mensaje y a aplaudir la iniciativa, que ya planea sobre las sedes de los partidos políticos españoles.

Aún así, el Gobierno sí que exigirá determinados requisitos a cambio, como es la búsqueda activa de empleo. Solo se cobrará “mientras persista la situación de vulnerabilidad económica y se mantengan los requisitos que originaron el derecho a su percepción”, según las palabras del ministro de Seguridad Social. Además, la idea es que, en el caso de que una persona consiga cobrar 100 euros más porque han mejorado sus condiciones laborales, el ingreso mínimo vital se reduciría.

Eduardo Garzón

La disparatada y “brillante” solución del hermano de Garzón para salir de la crisis

¿Cómo no se les ha ocurrido antes? El primero economista y luego progresista hermano del ministro de Consumo, Alberto Garzón, tiene la clave para salir de la crisis. Acostumbrados a sus soluciones poco comunes para los problemas económicos, Eduardo Garzón no ha defraudado a sus seguidores y ha propu...

Ahora bien, el problema es, según algunos economistas como Fernando Fernández, profesor de Economía en IE Business School, el trabajo en negro. Según la opinión de Fernández, reflejada en una entrevista para la cadena COPE, este ingreso será un incentivo “brutal” para la economía sumergida. Vamos, que asegura que habrá muchos españoles que cobrarán la renta y, al mismo tiempo, trabajarán en negro para obtener unos ingresos extra.

Aún así, la mayoría de los partidos del elenco parlamentario ahora no se atreven a levantar la voz contra una medida que siempre habían criticado. El PP ha llegado incluso a presumir de que la renta mínima es algo que ya aplicaron ellos en el pasado y que fueron pioneros en España en llevar a cabo la medida en muchas comunidades autónomas. Todo por la aceptación social que ha tenido esta media. Por eso, las críticas ahora no están en que se aplique este ingreso, sino en que se cobre a cambio de realizar otra actividad para la sociedad.

Ya nadie, excepto Santiago Abascal, critica el ingreso mínimo. Hay algunos que creen que habrá un efecto llamada para los extranjeros, aunque esta afirmación no tiene sentido ya que los inmigrantes irregulares no pueden acceder a esta ayuda. Sin embargo, hay voces críticas en los sectores liberales que piden matizarlo. Exactamente igual que se ha hecho en muchos municipios de España, en los cuales se paga mediante planes de empleo a los vecinos a cambio de actividades que benefician al pueblo.

Comentarios