La consejera de Salud del Gobierno de Navarra, Santos Induráin, ha reconocido que la Comunidad foral se encuentra en una “situación complicada” por el incremento de nuevos casos de Covid-19, 130 en las últimas horas, frente a los 98 que se habían registrado el día anterior.

Navarra es la tercera comunidad con mayor incidencia acumulada de casos por cada 100.000 habitantes, sólo por detrás de Aragón y de Cataluña. “Están aumentando los casos de manera continuada y consistente. Hemos pasado de tener 40 casos el 18 de julio, 59 casos el 19 de julio, 51 casos el 20 de julio, 98 el día 21, y 130 casos hoy. La tendencia es clara y rotunda”, ha señalado la consejera, en la rueda de prensa posterior a la sesión de Gobierno.

Santos Induráin ha afirmado que “estamos en un escenario en el que hay un inicio en algunos casos de transmisión comunitaria, de momento muy acotada y muy localizada”. Por el momento, el Gobierno foral ha decidido que el barrio pamplonés de Mendillorri vuelva a la fase 2, tras un brote que ya alcanza a 122 personas.

Los nuevos casos de coronavirus afectan fundamentalmente a personas de entre 15 y 29 años, un 65 por ciento, por brotes producidos “en los ámbitos familiares y muy especialmente relacionados con el ocio nocturno de personas muy jóvenes y que tienen muchos contactos estrechos“. Además, el 80% del total de casos se están produciendo en Pamplona y Comarca.

Según la consejera, “todavía no se objetiva un impacto en los centros hospitalarios de nuestra red”. “Sí que hay una ligera tendencia al incremento de casos atendidos en urgencias, pero la parte de hospitalizaciones o la parte de UCI está estable”, ha asegurado. Actualmente hay 20 personas ingresadas en planta y una en la UCI.

Del total de 130 casos registrados en el último día, aproximadamente la mitad son jóvenes de entre 15 y 30 años. Además, el 59% de los nuevos casos son contactos, lo que es “una noticia positiva, porque está indicando que estamos detectando precozmente no solo los casos sino los contactos”.

Navarra realiza unas 1.300 PCR diarias y el 10 por ciento de ellas dan resultado positivo, “lo que indica que hay una buena concordancia entre la petición de PCR y la positividad”.

El brote de Mendillorri ha registrado seis nuevos casos, hasta acumular 122, aunque, según la consejera, a lo largo de la mañana podrían registrarse más.

“No son buenas noticias para nadie, ni lo esperábamos ni lo deseábamos. Afortunadamente habíamos estado trabajando y preparando los planes de atención y contingencia a todos los niveles, en Atención Primaria, hospitales, urgencias, materiales críticos, rastreo y capacidad de testing”, ha asegurado la consejera.

Así, Induráin ha afirmado que “los sistemas de rastreo y testing están respondiendo muy bien”. “Son buenos indicadores que el número de contactos por caso identificado sea alto, en torno a diez, sobre todo en los grupos de edad más jóvenes”, ha dicho.

Comentarios