Pacma ha anunciado que se personará como acusación en el caso de Grisito el gato que fue torturado hasta la muerte por un grupo de jóvenes en Manacor el pasado fin de semana.

Según han señalado este jueves en un comunicado, el equipo legal del partido animalista prepara la personación en este caso para reclamar en los tribunales “una condena ejemplar”.

En la nota, Pacma ha pedido al Gobierno central que impulse la modificación del Código Penal para endurecer las penas por maltrato animal.

Según la formación, quienes dañan y matan animales lo hacen “porque saben que son impunes” ya que la pena máxima es de “tan solo 18 meses”.

Dos jóvenes fueron detenidos por la Policía por un delito de maltrato animal en relación a estos hechos, que tuvieron lugar en la madrugada del pasado sábado.

Los aullidos de un gato despertaron a los vecinos, quienes observaron cómo cuatro jóvenes tenían atado a un gato a la vez que lo estaban agrediendo para posteriormente terminar con su vida.

Según el relato de los agentes, en un momento dado, uno de los jóvenes, cuando tenían al gato atado con una cuerda, comenzó a meter los dedos en los ojos del animal, logrando sacar fuera de la cuenca orbital uno de ellos, y acabando con su vida.

Una vez que acabaron con su vida dejaron al felino en la vía pública y un vecino lo metió en un contenedor.