El presidente de Castilla-La Mancha, Emiliano García-Page, ha considerado que debates como el del independentismo deberían seguir “en cuarentena” y ha calificado de “casi obsceno” que vuelvan a la actualidad política sin que se haya terminado de controlar la pandemia de coronavirus.

En una entrevista este viernes en la Cadena Cope, ha insistido en que no rechaza que se hable sobre cualquier tema, pero ha recordado la diferencia “entre la charla, la conversación, el diálogo y la negociación”.

En este punto, ha reiterado que su opinión sigue siendo que “para hablar del conjunto de España tenemos que hablar todos” y ni siquiera es válido que hablen todos los partidos en Madrid, sino que debe ser “la sociedad española” la que hable.

García-Page ha criticado además que los partidos independentistas jueguen “a tirar de la cuerda” pensando que “como es imposible el independentismo, algo nos llevaremos”. “Tendrían que estar como en cuarentena todos estos viejos debates”, ha repetido.

REPARTO DE FONDOS

En cuanto al reparto de fondos a las comunidades autónomas para la gestión de la recuperación de la pandemia, García-Page ha insistido en su intención de saber “qué ha cedido, a quién y con qué intereses” el Gobierno nacional para que se hayan cambiado los criterios.

“Nos va a venir mucho dinero, que a lo mejor si hubiera gobernado otro partido ni lo teníamos, pero en mi caso hay una diferencia de 82 millones, que es básicamente lo que nos va a costar un hospital entero en Puertollano”, ha apuntado.

Comentarios