Los Juzgados Contencioso-Administrativos 1, 2 y 3 de Palma han ratificado las resoluciones de Salud por las que desde este viernes a las 22.00 horas se aplicarán restricciones y limitaciones de movilidad en los barrios palmesanos de Son Fortesa Sur y partes de plaza de Toros, Arxiduc y Son Oliva; así como en Es Viver y Eixample, en Ibiza; y parte de Sant Antoni de Portmany, para frenar la expansión del COVID-19.

En concreto, el juez Alejandro González Mariscal de Gante, firma los autos que ratifican las medidas impuestas en Palma y Sant Antoni de Portmany, mientras que la jueza Cristina Velasco Jiménez ratifica las medidas aplicadas sobre los barrios de Ibiza, entendiendo que cumplen los parámetros de proporcionalidad y ponderación entre los interesesafectados.

Estas restricciones durarán un mínimo de 15 días y comenzarán a aplicarse desde este viernes a las 22.00 horas. La pasada semana, los tribunales ya avalaron las medidas adoptadas por el Govern para las barriadas palmesanas de Son Gotleu, Can Capes, Soledat Nord y Son Canals.