sindicato vox

Lo anunció en plena desescalada: Vox tendría su propio sindicato obrero. Eso sí, como han explicitado en su presentación oficial, para defender a los obreros (de derechas). El nombre, Solidaridad. Un nuevo golpe de efecto para afianzar a su electorado de cara a futuros comicios. Desde el minuto uno ha dado que hablar, ya sea por el uso sin tapujos del caso de los ERE en Andalucía, o por su visión sobre el Salarío Mínimo Interprofesional. Y es que muchos les afean una supuesta nueva contracción entre lo que defendían en enero de este mismo año 2020, y el particular ‘decálogo’ de la nueva formación sindical.

QUÉ DICE SOLIDARIDAD, EL SINDICATO DE VOX, SOBRE EL SALARIO MÍNIMO INTERPROFESIONAL

Según los doce puntos que han presentado para salir a la palestra de la lucha obrera, Solidaridad pretende subir el actual SMI (950 €) hasta un nivel mínimo para garantizar la vida digna del trabajado. Sin más explicación ni desarrollo.

Solidaridad - medidas sindicato obrero vox

Hasta el momento, desde la organización sindical no han matizado las propuestas más allá de lo explicado en su presentación, si bien Espinosa de los Monteros asegura que sí ha sido así.

APLICAMOS LA HEMEROTECA: ESTO ES LO QUE HAN PUBLICADO Y DEFENDIDO

El portavoz de Vox en el Congreso, Iván Espinosa de los Monteros, ha dicho este martes en el Congreso que subir el salario mínimo, como defiende el sindicato ‘Solidaridad’ apoyado por su formación, es una medida “discutible” pero que sería “deseable desde un punto de vista social” si es “a costa de una reducción drástica de los costes sociales”, en referencia a las cotizaciones sociales a la Seguridad Social.

Preguntado por las reivindicaciones lanzadas por la organización Solidaridad, auspiciada esta semana desde Vox, Espinosa de los Monteros, ha dicho que “luego han matizado que se tiene que hacer con cargo del Presupuesto, no del empleador” y que, en caso de hacerse “a costa” de una reducción de las cotizaciones que se abonan a la Seguridad Social se compensaría “por parte del Estado, y no del empleador”. O lo que es lo mismo: subida sí, siempre que no suponga un coste para la empresa, pero sí para el Estado. Y todo ello bajando impuestos.

¿Defendió siempre esto?

  • En noviembre de 2019, después de las elecciones que les consolidaron como tercera fuerza nacional, fuentes de Vox decía esto de la subida del SMI propuesto por PSOE y Unidas Podemos: “No somos partidarios de continuar con aumentos del SMI, como proponen otros partidos. Subidas que destruirían el empleo como se ha demostrado en el pasado.”
  • En enero, el propio Abascal decía que habría que subir más el SMI, recuperando la coletilla de sin costes para la empresa.
  • En febrero de 2020, antes de la eclosión de la crisis del coronavirus, Vox defendía ante el Congreso que los militares retirados a los 45 años cobraran el SMI y no los 645 euros que establece la ley, compatible, eso sí, con otro sueldo privado.
  • El 25 de mayo de 2020, en pleno proceso de aprobación definitiva del nuevo Salario Mínimo, Vox se desmarcaba de la que habías sido su política tradicional y aseguraba que no estaba en contra del Gobierno -de hecho, ya está en vigor-.