Vox ha pedido explicaciones al Gobierno en el Congreso y ha amenazado con acudir a los tribunales por un informe de un organismo dependiente del Centro Nacional de Inteligencia (CNI) que incluye la antiglobalización entre los discursos que fomentan la desinformación.

El partido liderado por Santiago Abascal hace alusión a un estudio del Centro Criptológico Nacional sobre desinformación que identifica las críticas a la globalización como contrarias a las instituciones democráticas y “una amenaza directa para la cohesión social, la estabilidad e incluso la salud del país”, según publica ‘okdiario’.

Vox incluye en su discurso político un combate a la globalización y por ello ha pedido explicaciones al Gobierno sobre este informe del CNI. “Y si no rectifican iremos a los tribunales. Nos estamos jugando la Libertad, el Estado de Derecho y la Democracia”, ha anunciado Abascal en su cuenta de Twitter.

El líder de Vox cree que el CNI parece estar ya “totalmente en manos” del vicepresidente segundo del Gobierno y líder de Podemos, Pablo Iglesias, y cree que una vez que “tengan todas las herramientas del Estado maniatadas”, pretenderán “ilegalizar a los partidos de la oposición y a la prensa libre”. “Siguen el manual bolivariano a rajatabla”, ha avisado.

¿ESTO JUSTIFICA ESCUCHAS O ROBOS?

También ha mostrado su malestar el portavoz de Vox en el Congreso, Iván Espinosa de los Monteros, quien ha preguntado si algo así justificaría intervenir las comunicaciones de un partido político sin autorización judicial, realizarles escuchas, seguimientos o incluso robos.

Precisamente, Espinosa de los Monteros denunció hace dos semanas ante la Policía Nacional el robo de un maletín que estaba dentro del coche oficial del Congreso que utiliza en función de su cargo.