viernes, 18 junio 2021 14:42

Las frases más exitosas en las redes del juez del ‘procés’ Manuel Marchena

Manuel Marchena, el presidente del tribunal que ha juzgado el ‘procés‘, se ha convertido en uno de los protagonistas indiscutibles de este juicio. Y no solo por gestionar este acontecimiento tan importante en la Historia de España, sino por sus frases más llamativas y exitosas en las redes sociales. Incluso tiene un club de fans.

Pero, ¿Cuáles son esas frases más llamativas? A continuación vamos a conocer algunas de las palabras con más éxito que ha pronunciado el juez del procés, Manuel Marchena.

“LETRADO, NO DISCUTA CONMIGO”

Manuel Marchena

Los abogados defensores de los procesados independentistas no tienen una gran simpatía por Manuel Marchena. Por ello, en no pocas ocasiones, los letrados han intentado situarse en el mismo nivel que el juez del procés. En estos casos, Manuel Marchena siempre tiene una respuesta.

“Señor Homs, yo le digo que se lo sugiero para que usted me entienda, pero no es una sugerencia”. “Letrado, no discuta conmigo, usted que es un extraordinario procesalista y sabe que tengo razón“. “Señor Benet Salellas, usted sabe, porque es un acreditado penalista, que nuestro sistema no permite el peritaje jurídico. Lo que no podemos hacer, yo no puedo permitir, con pasividad, es que el juicio se convierta en una disertación de un constitucionalista. Esto es un insulto para los miembros del tribunal”.

Estas han sido algunas de las frases estrella del juez del procés a los letrados que defendían a los procesados independentistas.

“NUESTRO SISTEMA NO CONOCE LA FIGURA DEL TESTIGO OPINANTE”

En la declaración de testigos, el juez Manuel Marchena quiso advertir lo siguiente: “Estamos interrogando a testigos y nuestro sistema no conoce la figura del testigo opinante o que formula juicios de valor” al tratarse de testigos políticos.

Gabriel Rufián, que ejerció de testigo, intentó venirse arriba en su declaración, pero el juez del procés lo cortó rápidamente: “Se pueden decir un montón de cosas en torno al proceso político…”. “Mire, señor Rufián, sé que se pueden decir un montón de cosas, muchísimas cosas, pero usted no ha venido aquí a decir muchísimas cosas. Recuerde que está usted como testigo en una sala de Justicia”.

Pero no fue la única vez que le juez tuvo que intervenir. En otras ocasiones también ha tenido que dar alguna que otra advertencia como, por ejemplo, “vamos a ver, guarde silencio” o “escúcheme y no me interrumpa”.

“USTED VA A CONTESTAR EN CASTELLANO”

En las primeras sesiones del juicio del procés, la sala del Tribunal Supremo consideró que solo podrían hablar en catalán los acusados para que no esgrimiesen vulneración de derechos fundamentales, pero no así los letrados ni los testigos, porque la Ley Orgánica del Poder Judicial dispone que el castellano es la lengua que se debe utilizar en los actos judiciales en comunidades sin otra lengua oficial.

Pero algunos de los numerosos testigos quisieron desafiar esta orden y convertirla en un objeto de desobediencia. “Para que yo lo entienda, ¿no tengo derecho a hablar en catalán?”, le preguntó Joan Tardà, que solo recibió un monosílabo de Marchena: “No”. Uno tras otro repitieron la misma polémica.

Pero el abogado Lluís Matamala, independentista, fue la gota que colmó el vaso: “Mire, me remito a sus conocimientos jurídicos y a todas las explicaciones que ha dado el tribunal. Usted va a contestar en castellano. Si no quiere, se levanta, asume las consecuencias legales y hemos terminado”. No tuvo que volver a repetirlo.

FORMULE OTRA PREGUNTA, POR FAVOR

Manuel Marchena

La exdiputada de la CU, Mireia Boya, tenía que contar lo que ocurrió el 20 de septiembre, en las concentraciones contra los registros judiciales en la Consejería de Economía, si hubo o no hubo violencia. Pero cuando empezó a hablar, no pudo parar. Tanto es así que el juez quiso cortar la declaración.

“Hay imágenes y vídeos incluso divertidos en los que, a la hora de comer, sacamos un equipo de música para que la gente se animara. Se ve a las cuatro diputadas de la CUP bailando la canción de Txarango…”. Fue entonces cuando Manuel Marchena mira al abogado que la está interrogando y le dice: “Formule otra pregunta, por favor”.

LA FRASE MÁS FAMOSA DE MARCHENA

Esta es la frase con la que más identificamos al juez Marchena. Es la que más ha repetido en todo el proceso. Eso sí, cuando el juez Marchena comienza a hablar con esa frase, ya se sabe que se avecina una reprimenda o una advertencia.

Según Alex Grijelmo, creador de la Fundación del Español Urgente, esa frase va mucho más allá de lo que, en un principio, puede parecer. La primera parte, “mire usted”, viene a ser, según Grijelmo, un “no me toque usted las narices“, y la segunda, el “vamos a ver”, que a continuación se va a lanzar un argumento robusto y resolutivo ante una situación que se estaba enredando.