jueves, 24 junio 2021 15:27

Almeida y otros alcaldes con personalidad que ha tenido Madrid

Madrid es una de las ciudades con más personalidad. De ahí a que sus alcaldes no sean precisamente comunes. En Madrid, los alcaldes, suelen tener una gran personalidad. Al menos en algunas ocasiones. Alameida o Carmena son dos grandes ejemplos de alcaldes con una fuerte personalidad en Madrid.

Pero, ¿Qué alcaldes o mandamases con personalidad ha tenido Madrid? A continuación vamos a conocerlos.

ALMEIDA, EL ÚLTIMO ALCALDE DE MADRID

José Luis Martínez Almeida ha sido escogido como alcalde de Madrid el pasado día 15 de junio de 2019. Almeida es, sin duda, un hombre muy particular. Almeida nació en el propio Madrid en el año 1975 y, hasta ahora, pertenecía al cuerpo de abogados del Estado.

Realizó sus estudios en el Colegio Retamar de Pozuelo de Alarcón. Tras esto, se licenció en Derecho por la Universidad Pontificia Comillas y en el año 2001 ingresó en el cuerpo de abogados del Estado. Fue director general de Patrimonio Histórico de la Comunidad de Madrid entre 2007 y 2011 año en el que se convirtió en secretario del Consejo de Gobierno de la Comunidad de Madrid con Esperanza Aguirre. 

José Luis Martínez Almeida, desde que está al frente en Madrid, ha realizado cambios que han generado polémicas como, por ejemplo, lo sucedido con Madrid Central. En un principio, Almeida descartó totalmente este proyecto de Manuela Carmena y decidió reabrir el centro. Ahora, tras varios protestas, aunque no ha vuelto a cerrarlo, sí que está tomando otras medidas.

Almeida (PP), ha paralizado la tramitación del Memorial de La Almudena por no cumplir con las recomendaciones del extinto Comisionado de la Memoria Histórica. El equipo de Manuela Carmena planteó un monumento que no seguía las premisas de imparcialidad señaladas por el órgano de expertos, presidido por Paca Sauquillo, que se creó con el consenso de los cuatro grupos municipales.

En definitiva, parece que Almeida se ha propuesto eliminar todas las medidas adoptadas por la anterior alcaldesa, Manuela Carmena.

MANUELA CARMENA

Manuela Carmena

Según muchos de los ciudadanos de Madrid, Manuela Carmena ha sido la mejor alcaldesa que ha tenido Madrid y, sin duda, una de las mujeres con más personalidad de la política. Carmena llegó a la alcaldía con una motivación: reducir la deuda y promover los pensamientos más liberales como, por ejemplo, la lucha por la comunidad LGTBI. Pero parece que el actual gobierno del PP quiere destruirlo todo.

Carmena es abogada laboralista, juez emérita y política española. Nació en el año 1944 y fue escogida como alcaldesa de Madrid en el año 2015. Ahora, tras abandonar la alcaldía, Manuela Carmena ha vuelto a sus quéhaceres.

Manuela Carmena hizo de la ciudad de Madrid un sitio más tolerante, lo que ha atraído a muchos jóvenes en los últimos años. El PP, ahora, quiere dar marcha atrás.

CARLOS III

Llamado “el mejor alcalde de Madrid”, el cuarto Borbón en España era alcalde (y rey) por la gracia de Dios, no por elección de los ciudadanos. Pero, lo que califican algunos historiadores como su “mentalidad progresista”, trajo parte de la fisionomía de la ciudad que conocemos hoy, embelleció un pestilente lodazal e introdujo políticas culturales y de saneamiento avanzadas para la España de la época.

Durante su “mandato” se configuraron los amplios paseos de la Chopera, la Castellana, el Prado, Recoletos, Acacias o Delicias, y se construyó la Puerta de Alcalá, el Museo del Prado, el Jardín Botánico y gloriosas fuentes para engalanar anchas avenidas como Cibeles y Neptuno. Carlos III hizo un Madrid donde su cielo brillaba más y comenzaba a tener aires mucho más modernos.

PEDRO SAINZ DE BARANDA

Primer alcalde constitucional de Madrid en 1812, ferviente liberal aunque adoptó medidas despóticas que carecieron de oposición de los madrileños (de hecho, todo lo contrario) y protagonista de los muchos relatos de los bravos madrileños en la Guerra de la Independencia.

Sainz de Baranda desprendía la personalidad desafiante y chulesca madrileña. En pleno estallido del comienzo del Trienio Liberal (1820-23), Sainz de Baranda recuperó la alcaldía fruto de una elección asamblearia alentada por el exaltado pueblo en la Plaza de la Villa.

Cuando Fernando VII acató la Constitución de 1812, mandó publicar en todos los edificios públicos un texto donde se relataba el juramento de la Carta Magna por el Borbón, hizo mantener la iluminación y repique de las campanas durante tres días en señal de celebración y mandó leerla en todas las parroquias de la ciudad, además de liberar a los presos políticos de la Inquisición. Sainz de Baranda agitó el castizo rebelde de todo madrileño.

ENRIQUE TIERNO GALVÁN

El “viejo Profesor” despertó a Madrid de una pesadilla, de décadas de un Madrid oscuro y uniforme, reprimido de su naturaleza alegre y rebelde. Era su forma de estar y ser en el mundo lo que hizo a Tierno un alcalde digno, un alcalde populista por su sonrisa y su franqueza y un alcalde irresistible por sus célebres pregones y locuciones entre populares y cultas: “Rockeros, el que no esté colocao que se coloque y al loro”. 

El portento intelectual y culto reedificó barrios obreros sumidos en el chabolismo en los años sesenta como Orcasitas, Villaverde, Vallecas y Usera. El alcalde “enrrollao” hizo del Manzanares un río decente para que dejara de ser una cloaca, incluso soltó 25 patos en el río como símbolo de que el agua estaba limpia, aunque no se fiara de que algún madrileño les lanzara una pedrada.

El alcalde que fue despedido el día de su entierro multitudinariamente aprobó la absorción por parte de la EMT de 21 líneas de autobuses que estaban en manos privadas; y creó el bonobús, aquel cartón alargado que había que picar. El político que devolvió a Madrid su alegría innata fue el promotor de los Veranos de la Villa, quizá el único reducto cultural no vilipendiado en nuestros tiempos.