jueves, 21 enero 2021 12:57

La hija del exjuez Garzón intentó ser la número dos de Gabilondo en Madrid

  • Desde Actúa se reunieron con el PSOE antes del 26-M para negociar que María Garzón fuera la número dos de la lista de Gabilondo.
  • Garzón intentó entrar en las listas de Más Madrid y del PSOE en la Comunidad de Madrid, pero al final se presentó a las elecciones europeas por Actúa.
  • Tanto desde Más País como desde el PSOE en Madrid se negaron a llevar a Garzón en sus listas.
  • María, la hija del exjuez Baltasar Garzón, quiere abrirse camino en la política. Sus primeros pasos los ha dado en Actúa, la formación liderada por su padre y el excoordinador federal de Izquierda Unida Gaspar Llamazares. Pero 2019 ha sido un año muy activo para María Garzón Molina, pues su nombre ha sonado para formar parte de varias listas de formaciones progresistas. Primero, los titulares apuntaron a que ocuparía un puesto en la papeleta de Más Madrid para la capital, junto a la exalcaldesa Manuela Carmena. Luego, que iría en las listas de Íñigo Errejón en Más Madrid a la Comunidad de Madrid. Y por último, que tuvo una reunión con el PSOE para negociar ser la número dos del candidato socialista a la Comunidad, Ángel Gabilondo.

    María Garzón, después de fracasar en el intento de entrar en las listas de Carmena y Errejón, quiso probar suerte con el PSOE. Los socialistas tuvieron una reunión con la militante de Actúa antes de las elecciones del 26 de mayo para valorar la posibilidad de que fuera la número dos en la lista de Gabilondo, según aseguran fuentes del partido. Pero el PSOE rechazó llevarla en la lista a la Comunidad de Madrid por “posibles complicaciones” que pudieran surgir.

    Voces dentro del partido apostaban por una candidatura discreta y sin fisuras, que no despertara la atención de los medios de comunicación más que por sus propias propuestas. Gabilondo es uno de los activos más valiosos del partido liderado por Pedro Sánchez. Y llevar a la hija del exjuez podría conllevar que los focos se desviaran de la acción política. Incluso por las acciones del propio exmagistrado, que nada tienen que ver con la vida política de María Garzón.

    [td_block_11 custom_title=”” separator=”” post_ids=”13029″ limit=”1″ css=”.vc_custom_1496993590403{border-top-width: 1px !important;border-right-width: 1px !important;border-bottom-width: 1px !important;border-left-width: 1px !important;padding-top: 5px !important;padding-right: 5px !important;padding-bottom: 5px !important;padding-left: 5px !important;border-left-color: #000000 !important;border-left-style: solid !important;border-right-color: #000000 !important;border-right-style: solid !important;border-top-color: #000000 !important;border-top-style: solid !important;border-bottom-color: #000000 !important;border-bottom-style: solid !important;border-radius: 4px !important;}” tdc_css=””]

    Fue una reunión cordial. Discreta y rápida, según aseguran fuentes del partido. Que acabó con el rechazo de los socialistas a incluir a la militante de Actúa en sus filas. El Ejecutivo tiene intención de reciclar a Gabilondo si logra formar Gobierno tras las elecciones del próximo 10 de noviembre. O como ministro o como Defensor del Pueblo. Una decisión que ha tomado el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, a principios de año. Desde antes incluso de presentarse a las elecciones del 28-A. El posible nuevo destino de Gabilondo cargó de relevancia al número dos de la candidatura del PSOE a la Comunidad de Madrid, ya que asumiría el liderazgo del partido en la Asamblea en 2020.

    Desde que Actúa entró en el panorama político, ha querido entrar en confluencia con varios partidos. Y lo consiguió con la plataforma Más Madrid en la capital. En enero de este año, el nombre de María sonó para entrar en la lista de Manuela Carmena como golpe de efecto. Pero al final no consiguió su objetivo. Después, probaron suerte con la candidatura a la Comunidad de Madrid, pero Errejón rechazó confluir con ellos. Según las declaraciones del candidato de Más País, solo querían centrar sus esfuerzos en encontrar acuerdos con Podemos, Izquierda Unida y Equo. Por lo que María Garzón seguía sin entrar en una lista con verdaderas opciones de gobernar, según pronosticaban las encuestas.

    [td_block_11 custom_title=”” separator=”” post_ids=”13103″ limit=”1″ css=”.vc_custom_1496993590403{border-top-width: 1px !important;border-right-width: 1px !important;border-bottom-width: 1px !important;border-left-width: 1px !important;padding-top: 5px !important;padding-right: 5px !important;padding-bottom: 5px !important;padding-left: 5px !important;border-left-color: #000000 !important;border-left-style: solid !important;border-right-color: #000000 !important;border-right-style: solid !important;border-top-color: #000000 !important;border-top-style: solid !important;border-bottom-color: #000000 !important;border-bottom-style: solid !important;border-radius: 4px !important;}” tdc_css=””]

    El último intento de Actúa fue sumarse a la lista de Gabilondo en la Comunidad de Madrid. La idea era la misma que con los anteriores partidos: confluir con el PSOE, pero con la condición de que María Garzón fuera la número dos de la candidatura. Sin embargo, el resultado no fue el esperado. Ante las dificultades que se encontró Garzón, finalmente se decidió que fuera la cabeza de lista de Actúa a las elecciones europeas. Pero los resultados electorales no le dieron representación.

    Por el momento, Actúa ha mantenido un perfil bajo. Pero sí que desde la ejecutiva del partido han mandado guiños a una de las formaciones con la que ya intentaron presentarse a una confluencia. El exmagistrado Baltasar Garzón aseguró a finales de septiembre en una entrevista desde Sao Paulo que veían con buenos ojos la irrupción de Más País en la política nacional. “Saludamos positivamente la aparición en la escena política nacional del partido de Íñigo Errejón”, comentó Garzón.

    Tras el salto de Errejón a las elecciones generales de noviembre, muchos rumores apuntaban a que María Garzón podía postularse en un número relevante en la lista de Más País si lograban la confluencia. Pero los esfuerzos de la ejecutiva de la formación progresista se han centrado a las grandes ciudades y en partidos de más peso, como Compromís o Equo. Ahora, tal y como afirman desde Más País, no contemplan más confluencias y solo están centrados en obtener unos buenos resultados el 10-N.