jueves, 6 octubre 2022 05:09

El separatismo pierde fuerza en la calle en su lucha por la «libertad»

Miles de personas han salido a la calle este sábado en Barcelona para solicitar la libertad de los presos independentistas condenados por el Tribunal Supremo. La manifestación, convocada por ANC y Òmnium y secundada por otros muchos partidos políticos, ha estado liderada por una pancarta que rezaba “libertad”. La Guardia Urbana ha cifrado en 350.000 los asistentes, muchos menos que los 525.000 que protestaron en la pasada huelga del 18 de octubre.

[td_block_11 custom_title=»» separator=»» post_ids=»58325″ limit=»1″ css=».vc_custom_1496993590403{border-top-width: 1px !important;border-right-width: 1px !important;border-bottom-width: 1px !important;border-left-width: 1px !important;padding-top: 5px !important;padding-right: 5px !important;padding-bottom: 5px !important;padding-left: 5px !important;border-left-color: #000000 !important;border-left-style: solid !important;border-right-color: #000000 !important;border-right-style: solid !important;border-top-color: #000000 !important;border-top-style: solid !important;border-bottom-color: #000000 !important;border-bottom-style: solid !important;border-radius: 4px !important;}» tdc_css=»»]

Barcelona ha vivido otra jornada de movilizaciones. Y ya son muchas desde que se produjera la sentencia del procés, por el referéndum ilegal del 1-O. Tras los altercados de la pasada semana, este sábado miles de personas se han echado a la calle para reivindicar de nuevo la libertad de los presos y el derecho a la autodeterminación. En esta ocasión, los únicos inconvenientes los han causado un grupo de manifestantes, que desde este mediodía han cortado el paso de los trenes de la línea de cercanías R-3 en la estación de Mollet-Santa Rosa (Barcelona)

Según ha avanzado la manifestación, que finalmente ha dado inicio algo más tarde de lo previsto (a eso de las 17:30 horas), un grupo de personas se ha adelantado al grupo inicial con una pancarta en la que podía leerse “independencia es libertad”.

LOS POLÍTICOS DEFIENDEN LA AUTODETERMINACIÓN

A la concentración han acudido los principales líderes independentistas, entre los que se encuentra Gabriel Rufián. El líder de ERC ha defendido que en la marcha se encuentran personas con “muchas banderas” y que pelean “por un objetivo que va más allá del independentismo”. Rufián también ha arremetido contra el PSOE, cuya actitud tras la sentencia ha calificado de “vergüenza”.

Elisenda Paluzie, presidenta de la ANC, ha anunciado que se volverán a movilizar “hasta culminar la independencia”. Una muestra de que pese a las muchas concentraciones que se han producido en los últimos días, habrá más. De hecho, Tsunami Democràtic anunció esta misma semana movilizaciones en noviembre y hasta en diciembre, que coincidirán incluso con la fecha del Barcelona – Real Madrid, que fue aplazado por LaLiga por cuestiones de seguridad.

En la convocatoria también han estado presentes Quim Torra y Roger Torrent. El presidente de la Generalitat. El presidente del Parlamento de Cataluña ha ensalzado la participación de miles de catalanes que han salido a la calle con un “llamamiento a la libertad, al referéndum y a la amnistía. “Son los elementos que hoy unen a la gran mayoría de ciudadanos de este país”, ha señalado Torrent.

«Frente a la deriva autoritaria del Estado que pone en riesgo los derechos fundamentales, hoy salimos a la calle llamando a la libertad frente a un Estado que es capaz de meternos en la cárcel solo por manifestarnos, por dar nuestra opinión o por querer decidir nuestro futuro», ha denunciado Torrent.

La Guardia Urbana ha cifrado en 350.000 personas la manifestación, un 30% menos que la última gran marcha en la huelga del 18 de octubre y casi la mitad que en la Diada. Este movimiento se produce sólo un día antes de la marcha constitucionalista. PSC, PP y Ciudadanos han llamado a sus votantes a salir a la calle en Barcelona este domingo. Vox, que no está llamado a esa marcha, ha celebrado este sábado un acto en la Plaza de Colón de Madrid en favor de la unidad de España, al que han acudido más de 20.000 personas y en el que han desplegado la bandera de España más grande de la historia.