jueves, 21 enero 2021 18:26

Un menor apuñala con unas tijeras a un compañero en el colegio

Un adolescente ha sido arrestado por apuñalar presuntamente a otro menor de edad, durante un simulacro de incendio en un colegio de Milton Keynes. La policía y la ambulancia acudieron al lugar de los hechos a eso de las 11:00 horas de este lunes.

El alumno fue apuñalado por la espalda con unas tijeras y trasladado rápidamente al hospital. Sus heridas, eso sí, no son potencialmente mortales.

[td_block_11 custom_title=”” separator=”” post_ids=”71235″ limit=”1″ css=”.vc_custom_1496993590403{border-top-width: 1px !important;border-right-width: 1px !important;border-bottom-width: 1px !important;border-left-width: 1px !important;padding-top: 5px !important;padding-right: 5px !important;padding-bottom: 5px !important;padding-left: 5px !important;border-left-color: #000000 !important;border-left-style: solid !important;border-right-color: #000000 !important;border-right-style: solid !important;border-top-color: #000000 !important;border-top-style: solid !important;border-bottom-color: #000000 !important;border-bottom-style: solid !important;border-radius: 4px !important;}” tdc_css=””]

El Colegio Internacional Stantonbury ha emitido un comunicado en el que señala que un “estudiante ha asaltado a otro”, según recoge el diario The Sun. El centro matiza que menor herido presentaba una “pequeña herida punzante” y que fue rápidamente atendido.

Los profesores actuaron también con rapidez para tratar de identificar al adolescente que cometió la agresión. Finalmente, tras una interrogación, la Policía arrestó a un joven de 15 años por cometer presuntamente el delito. “Agradecemos mucho el apoyo de la Policía”, señala el colegio en un comunicado.

EL COLEGIO CERRÓ SUS PUERTAS TRAS LA PUÑALADA

El colegio tuvo que cerrar sus puertas tras la llegada de los cuerpos de seguridad y de la ambulancia. Uno de los padres de los alumnos, según recoge el citado medio, señaló que los maestros impidieron a los menores ir a ningún lado.

La Policía, por su parte, ha señalado que están “investigando el incidente” tras el arresto. “Los oficiales están en la escena y estamos trabajando con el colegio para ofrecerles apoyos, tanto a profesores, como a alumnos y padres”, mencionó el superintendente Marc Tarbit.

El colegio, que cuenta con 1.800 alumnos de entre 11 y 18 años, ha cerrado un día complicado que empezó con un mero simulacro de incendio.