jueves, 25 febrero 2021 09:12

El lado oculto de los concursantes de La casa fuerte

Si algo sabe hacer bien la popular cadena Telecinco es apostar fuerte. Cada vez que saca un nuevo reality a su parrilla, este se convierte en todo un éxito de audiencia. Este verano, para no dejarnos huérfanos después de Supervivientes 2020, la edición más extrema de la historia y emitida en plena pandemia por el coronavirus, nos ha querido deleitar con un nuevo formato llamado La casa fuerte.

Se trata de un espacio revolucionario que llegó para amenizar las calurosas noches veraniegas. Dentro, un conjunto de animales televisivos como Maite Galdeano o Leticia Sabater que, día tras día, se encargan de ofrecerse como carne de cañón para entretener al público. Pero, ¿son realmente sus vidas tan idílicas como parece al otro lado de la pantalla?

Dentro de la villa de lujo, hemos podido ver qué carencias y traumas agobian a los protagonistas. Descubre el lado oculto de los concursantes de La casa fuerte.

Cristian Suescun, de los menos conocidos de La casa fuerte

cristian suescun la casa fuerte

Su primera aparición en la pequeña pantalla llegó de manos de Supervivientes 2020. Sin embargo, ya era conocido por ser el hermano de Sofía Suescun, ganadora de dos realities de la cadena. Gracias a su ternura, ha sabido cómo ganarse el favor de la audiencia.

Es un apasionado de la velocidad, un metrosexual y destaca por adorar a su hermana. Además, también pudimos ver su vena romántica gracias a los mensajes de amor que le dedica a su novia. No obstante, parece que la relación fraternal no fue siempre un camino de rosas. Sus infancias se vieron marcadas por la separación de sus padres y ambos crecieron por separado.

Debido a ello, se hace mucho más interesante la convivencia dentro de La casa fuerte junto con su madre, Maite Galdeano. Los dos han coincidido muy poco tiempo dentro de la misma casa y ahora están teniendo la oportunidad de reencontrarse.