miércoles, 7 diciembre 2022 17:45

Escándalos sexuales de los famosos que casi acaban con ellos

Cuando eres conocido en todo el mundo, lo mínimo es que te comportes de forma diferente para que no te pillen. Algunos famosos no han sabido llevar a buen puerto su éxito y este ha derivado en que salten algunos de los escándalos sexuales más conocidos por todos. ¿Lo peor? Que algunos de ellos han estado a punto de terminar, de forma fulminante, con la carrera de muchas estrellas.

Todos recordamos algunos de los más mediáticos, como el de Bill Clinton, pero hay muchos otros que parecen haberse quedado en solo un susto. Sus protagonistas van desde actores y celebridades hasta presidentes y príncipes. Sí, en la corona británica tampoco es oro todo lo que reluce, por lo que parece.

¿Quieres saber más? Descubre los escándalos sexuales de los famosos que casi acaban con ellos.

Hugh Grant, el chico bueno que protagonizó uno de los mayores escándalos sexuales

hugh grant escandalos sexuales

El protagonista de «Cuatro bodas y un funeral» no tardó mucho en convertirse en todo un ejemplo para la sociedad británica. Era el típico chico adorable y bueno que cualquier mujer querría como yerno. Cuando se hizo con el cariño europeo, se trasladó a Estados Unidos. En el año 1995, se fue a Hollywood para la promoción de «Nueve meses». Allí, paseó en su BMW para contratar a una prostituta.

Después de un regateo para ver qué conseguía por 60 dólates, la pareja fue pillada y arrestada por la policía cuando ella le practicaba una felación en el coche. Cuando sucedió esto, el estudio decidió cancelar la promoción de la película, pues se había caído la fachada del actor. Él pidió disculpas varias veces, sobre todo a su novia de entonces, Elizabeth Hurley.

En una entrevista, muchos años después, el actor reconoció que en Hollywood solo importa el dinero. La gente seguía pagando para verle, por lo que, aunque fue uno de los escándalos sexuales más sonados de la época, no tardó en desaparecer de la mente de los millones de fans con los que contaba a lo largo y ancho de todo el mundo. El niño bueno seguía siendo tal, pues lo que contaba era la opinión del público.

Carlos de Inglaterra y el recuerdo del Tampaxgate

carlos inglaterra

Corría el año 93 y el matrimonio entre Carlos de Inglaterra y Diana de Gales pendía de un hilo. La princesa reveló que el motivo es que en su pareja eran tres personas, y eso era multitud. Camilla Parker-Bowles era la tercera, y se convirtió en una de las mujeres más buscadas cuando se destapó el «Camillagate». Esta guerra entre medios de comunicación se acrecentó después de que se hicieran públicas algunas conversaciones íntimas entre ella y el príncipe. El heredero al trono le confesaba a su amante sus ganas de ser un tampax para «vivir siempre metido en sus piernas».

Estas conversaciones eran de 1989. No obstante, no fue hasta el 93 cuando se decidieron a difundirlas. El contenido de las mismas fue uno de los peores escándalos sexuales a los que se ha tenido que enfrentar la realeza británica. De hecho, fueron el inicio del largo trámite de divorcio entre los príncipes.

La opinión pública también se hizo eco de las grabaciones. Diana de Gales comenzó a ganar apoyos y Carlos, por el contrario, solo los perdió. Camilla también se convirtió en una de las más odiadas. Este escándalo, unido a la muerte de Diana, no hizo más que convertir a Camilla en la mayor villana del reino. Muchos años después, Carlos y Camilla terminarían casándose, en contra de la opinión pública, poniendo el broche y final a una relación extramatrimonial de décadas.

Bill Clinton y la becaria, de los escándalos sexuales más famosos

bill clinton escandalos sexuales

Uno de los escándalos sexuales políticos más famosos se dio a principios de 1998. Una amiga de la becaria más conocida del mundo destapó la relación del presidente de EE.UU. con Monica Lewinsky. Él mismo terminó confesándolo ante la presión de la sociedad. La Cámara había pedido explicaciones tras la publicación de su supuesta aventura y todo desencadenó en su destitución, pues esta relación era un atentado contra los principios de la moral estadounidense.

Lo que llevó a juicio a Bill Clinton fue la utilización de la frase «relación física impropia». El juez lo imputó por perjurio y obstrucción de la justicia. Su culpabilidad se debatió durante nada menos que 21 días. Después, la votación exoneró al presidente de los cargos. Su defensa consistió en que recibir sexo oral no podía entrar dentro de lo catalogado como «relaciones sexuales». Es decir, el presidente no mintió en ningún momento.

Es cierto que Clinton continuó siendo presidente, aunque las consecuencias llegaron al partido demócrata en general. El candidato del año 200, Al Gore, resultó perjudicado. Él mismo confesó que el escándalo había supuesto una carga y que había sido muy duro lidiar con todo eso durante la campaña. Por todo esto, fue el candidato republicano, George W. Bush, quien se hiciera finalmente con la Casa Blanca.

Paris Hilton se desmelena en «París»

paris hilton

Paris Hilton fue, en la década de los 2000, una de las famosas más reconocidas de forma internacional. Sin embargo, eso no quita que también haya estado envuelta en algunos escándalos sexuales de los que, seguramente, ahora se pueda arrepentir. Cuando se estrenó el reality «The Simple Life», no tardaron en salir fans de Hilton y su amiga Nicole Richie. Juntas, participaron para vivir y trabajar en casas normales en las que poder llevar una vida como la del resto de personas.

El éxito había que aprovecharlo, por lo que su ex novio, Rick Salomon (también ex de Shannen Doherty y Pamela Anderson), publicó un vídeo de carácter privado grabado en un punto fijo con el desconocimiento de la estrella. Se titulaba «Una noche en París» y no tardó en dar la vuelta al mundo.

Paris habla de forma abierta sobre este tema en el documental «The American Meme». Según sus propias declaraciones, sintió como si la hubieran violado, como si hubiera perdido una parte de su alma. La gente le hablaba de forma mezquina y cruel. De hecho, añade que quiso morir en muchas ocasiones. No deseaba seguir viviendo en un mundo en el que no podría volver a ser la misma. Afortunadamente, todo eso quedó atrás y ahora prosigue su carrera de celebrity y empresaria con gran éxito.