sábado, 18 septiembre 2021 20:52

Cómo hacer perfecta la conocida receta de guisantes con jamón

Con la llegada del otoño apetece comidas más contundentes pero hay que tener cuidado porque la convivencia con la pandemia y sus restricciones hace que estemos mucho en casa y tendamos a comer más y ganar peso. Por eso hay que aprovechar para cocinar en casa y platos que sacien pero que sean nutritivos y sanos. Y un buen ejemplo son los guisantes con jamón, una receta muy conocida y fácil de hacer. Veamos cómo.

Este plato es perfecto para la comida o la cena, pero es recomendable especialmente para cenar, al ser un plato ligero y sano. Además, su sabor es delicioso al tener el contraste del salado del jamón con la dulzura de los guisantes. Así que toma nota de cómo hacer la receta perfecta de este plato tan español.

Los beneficios de los guisantes

Los guisantes son una legumbre con menor aporte calórico que otras de su misma familia como las lentejas o los garbanzos. No obstante, son ricos en proteínas, necesarias para el desarrollo de los músculos. De hecho, si atendemos a la Fundación Española de Nutrición, una ración media de guisantes tiene casi tanta proteína como un huevo entero, aunque esta es de menor calidad.

Asimismo, este alimento es una fuente de fibra, que ayuda a regular el tránsito intestinal y combatir problemas de estreñimiento. También es rico en potasio, indispensable para el buen funcionamiento del sistema nervioso. El contenido en vitaminas de los guisantes favorece la creación de células sanguíneas, al tiempo que aportan ácido fólico, indispensable para mujeres embarazadas para prevenir malformaciones en el feto.