martes, 11 mayo 2021 14:52

Trucos para secar más rápidamente la ropa en invierno

¿Qué prefieres? ¿El invierno o el verano? Si nunca te han hecho esa pregunta es porque definitivamente vienes de otro planeta. El debate entre si es mejor el frío o el calor lleva siglos y así seguirá. Lo único cierto es que ambas estaciones tienen un lado positivo y otro negativo. Y cuando de invierno se trata, hay algo que nos pasa a todos y es verdaderamente insoportable: no se nos seca la ropa luego de lavarla. Un clásico del invierno: quitas la ropa de la lavadora, la dejas tendida durante horas y no seca. Sea de día o de noche el procedimiento es siempre el mismo: lavas, tiendes y cuando vas a recoger la ropa está más mojada que antes. ¿Te resulta familiar esta situación?

Hablemos ahora de aquellos días de lluvia en los que nos vemos obligados a secar nuestras prendas en el interior de casa. Ante la imposibilidad de usar nuestro patio o balcón, acabamos colgando calcetines, camisetas y pantalones en sillas, mesas o cualquier mueble que tengamos a nuestro alcance. ¿El resultado? Nuestra casa parece el mercadillo de los sábados y la ropa, en una actitud desafiante, sigue más húmeda que nariz de perro. Ahora si que lo hemos petado: tenemos la ropa igual de mojada que al salir de la lavadora y el salón de casa con olor a humedad.

Pero no te preocupes que aquí te traemos una solución para este problema tan cotidiano. Sabemos que este no es un buen momento para hacer grandes gastos, por lo que no te diremos que compres una secadora, que sabemos que no son para nada baratas. Lo que haremos es darte algunos consejos para que, utilizando recursos muy sencillos, logres secar la ropa rápidamente en invierno sin que coja olor humedad.

[/nextpage]

Errores que no debemos cometer al hacer la colada

Hay sucesos que ocurren al poner una lavadora que no tienen explicación alguna. Como por ejemplo, ¿por qué si metemos en el tambor una cantidad par de calcetines siempre sale una impar? Faltan y luego no podemos emparejarlos. El misterio de la desaparición de calcetines jamás será resuelto. Pero lo que si podemos es remarcar algunos errores que cometemos con frecuencia al hacer la colada que hacen que nuestra ropa no quede totalmente limpia:

  • No subir la cremallera de los pantalones: este error es muy común y hace que tu ropa se estropee fácilmente.
  • Meter los calcetines en último lugar: los calcetines se meten siempre al principio, si lo haces al final no se lavan bien. Aún así no evitarás que desaparezcan.
  • Sobrecargar la lavadora: nunca pongas más ropa en el tambor de la que indica el manual de instrucciones de tu lavadora. Esto es muy perjudicial tanto para tus prendas como para la máquina.

Tiende la ropa en el momento

ropa

Da igual el programa de lavado que hayas utilizado. Una vez que acaba la lavadora coge la ropa y tiéndela rápidamente. Si la dejas mucho tiempo dentro del tambor la ropa cogerá olor a humedad y quedará muy arrugada. No podrás estirarla ni siquiera pasándola por encima con el coche. Así que no te despistes mirando Netflix y en cuanto oigas que la lavadora termina de funcionar ve a por tus prendas y tiéndelas.