miércoles, 24 febrero 2021 21:57

Puig se deja un dineral en José Mercé mientras el “aire” se lleva su hospital de campaña

El presidente de la Comunidad Valenciana, Ximo Puig, ha tenido un 2020 muy musical. Su pasión por el cantaor flamenco José Mercé se ha dejado notar en las arcas autonómicas. Un mordisquito de 30.250 euros ha merecido la pena para el gabinete de Puig, que quisieron disfrutar en noviembre de una buena actuación antes de cerrar el año con el popular cantante micro en mano. Entre tanto, mientras Ximo se lo pasó en grande ese mes, pocos fueron capaces de predecir cómo evolucionaría en un par de meses la tercera ola de la pandemia. Los 30.000 euros para Mercé se gastaron rápido, pero para levantar un hospital de campaña, las cosas (y sobretodo la inversión pública) se complican. Y más si el viento “te roza y te quema”, como diría el cantaor flamenco. 

José Mercé formó parte de un evento en el que participaron una buena cantidad de músicos. Mercé inauguró el sábado 14 de noviembre la segunda edición del ciclo ‘Les Arts és flamenco’ por el que pasaron a lo largo de la temporada del año de la pandemia algunos de los artistas más conocidos del cante jondo. El evento lo abrió el artista jerezano en el Auditori del Palau de les Arts en un espectáculo en el que interpretó un repertorio con los palos más clásicos del flamenco. 30.000 euros costó la broma a todos los valencianos. Algo que no necesariamente debería ser un problema siempre que no se tenga en cuenta que sí se puede pagar el caché de este cantante y no fijar el hospital de campaña al suelo.

La formalización del contrato llega meses más tarde de la celebración del acto como tal, en plena tercera ola del coronavirus y con una Comunidad Valenciana completamente desbordada por el número de infectados. No hay que olvidar que en esta autonomía la incidencia acumulada es superior a los 1.000 casos por cada 100.000 habitantes. La consejera de Sanidad Universal, Ana Barceló, ha advertido que la transmisión comunitaria del coronavirus está “sin control” e intentaron establecer un hospital de campaña que no sirvió absolutamente de nada, dado que unas fuertes rachas de viento han sido más que suficientes como para quitarlo de en medio.

El caché de Mercé no es bajo. Los valencianos han pagado 25.000 euros netos por el concierto del que disfrutaron unos pocos. Sin embargo, la indignación entre la oposición se ha dejado notar más que de sobra debido a que no han sido capaces desde la administración de Puig de destinar dinero público para ofrecer una alternativa viable al hospital de campaña y a los contagios. Hay dinero para flamenco, pero no para pagar los recursos necesarios en un momento urgente, es el resumen que hacen algunos dirigentes de la oposición.

El concierto de Mercé lo justificaron hasta la saciedad. “Dada la especialidad y la inexistencia de medios propios es necesario acudir a la contratación externa para poder cumplir los referidos objetivos, creando un espectáculo diferenciado que justifica su contratación por la especialidad artística”, aseguraron desde la administración pública presidida por Puig. El adjudicatario que recibió el dinero, esos 25.000 euros más IVA, fue Chico Malo Magnitud Creativa 21, AIE.

EL HOSPITAL DE CAMPAÑA

PP, Cs y Vox han criticado este pasado domingo al presidente de la Generalitat Valenciana, Ximo Puig, y a la consellera de Sanidad, Ana Barceló, por el “escándalo” del traslado de los pacientes ingresados en el hospital de campaña de La Fe en Campanar como consecuencia de las fuertes rachas de viento registradas en la ciudad. “Como las promesas de Puig, se lo lleva el viento”, han afirmado. Esto sin saber a ciencia cierta el dinero que se han dejado en escuchar flamenco en vivo y en directo.

La presidenta del PPCV, Isabel Bonig, ha lamentado, en un mensaje publicado en su cuenta de Twitter, que el presidente de la Generalitat, Ximo Puig, “prefirió la ideología a la colaboración y hoy el hospital de campaña, como sus ‘ximoanuncios’, se lo ha llevado el viento”. “Lo avisamos, lo denunciamos, lo advertimos: el hospital de campaña no reunía los requisitos para acoger a pacientes”, ha afirmado.

La cuenta del PPCV en esta misma red social ha remarcado que “hace tres días” la consellera de Sanidad “defendía el estado de los hospitales de campaña y hoy se lo ha llevado el viento”. “Con dirigentes así es imposible estar tranquilos”, ha apostillado.

EL FLAMENCO, SÍ; PERO OTROS NO

El Palau de les Arts de València anunció hace cinco días la suspensión de las representaciones de ‘Falstaff’, la ópera de Verdi cuya inauguración estaba prevista este jueves, tras detectarse casos de coronavirus en el equipo de la producción. El caso de Mercé fue suerte, ya que no había ningún positivo a la vista, que se sepa.

Se suspenden las representaciones previstas para los días 21, 24, 27, 29 y 31 de enero y, en función de la evolución de la situación y dentro de los plazos estipulados por los protocolos sanitarios, Les Arts decidirá sobre la posible reubicación de las funciones dentro de la programación de la presente temporada.

La detección de los casos de coronavirus ha sido posible debido a los controles sanitarios establecidos en Les Arts, por los cuales los integrantes de cada espectáculo de la programación reciben un seguimiento adecuado de prevención y detección, según ha explicado la Generalitat en un comunicado.