jueves, 25 febrero 2021 03:41

No soy un gato: la surrealista vista de un abogado que arrasa en redes

La pandemia ha generado situaciones de lo más bizarras. El teletrabajo no siempre resulta una opción plausible, sobre todo en profesiones y profesionales acostumbrados al cara a cara y en los que es difícil resolver el tema si no es en persona. La Justicia es uno de ellos, como demuestra la última sensación en Internet. Un abogado en Texas se conecta mediante la aplicación Zoom a la vista con el juez y la otra parte. Sin embargo, el dispositivo le juega una mala pasada y le pinta la cara de un gato. Ante la llamada de atención del juez, el apurado letrado sólo supo afirmar “I’m not a cat” – No soy un gato. Se ha convertido en el meme del día.

EL FILTRO DE GATITOS QUE PUSO EN APRIETOS A UN ABOGADO

Casos como el del abogado que se presentó a la vista online con el filtro de gatitos activado en Zoom demuestran que si no tienes unos protocolos básicos e interiorizados de uso de la tecnología, el diablo la carga. Rod Ponton, que así se llama el abogado que no es un gato, cometió un error de principiante: no utilizar tu propio ordenador ni comprobar la configuración establecida.

Así, cuando comenzó la corte virtual del distrito 394 de Texas, tanto el abogado de la otra parte como el juez se sorprendieron al ver que su interlocutor era un gato con la voz del abogado. A medida que iba hablando, la boca del animal se movía y la expresividad de la animación acompañaba a las palabras.

En todo momento, el juez y el colega se han mantenido serios -podrían haber tenido un ataque de risa o mostrar una sonrisa cómplice de ‘a todos nos puede pasar’-. “Señor Ponton. Creo que tiene un filtro activado en la configuración de su video”, trata de advertirle el juez Ferguson.

Como respuesta, ya incrédulo, el gato-abogado sólo pudo responder: “¿Puedes oírme, señor juez?”. “Puedo oírte”, replicó el juez y le matizó: “Creo que es un filtro”. El abogado, ya consciente de que estaba con el filtro de gatito, lo corroboró y comenzó su explicación. Por supuesto, la culpa fue de la secretaria.

“Lo es y no sé cómo quitarlo. Tengo a mi asistente aquí y ella está tratando de quitarlo, pero… estoy preparado para seguir adelante. Estoy aquí en vivo. No soy un gato “.

Para más inri, el asunto de la vista era espinoso: un caso que involucraba a un hombre que intentaba salir de Estados Unidos con contrabando y efectivo de contrabando. 

Al final, la secretaria cargó con la responsabilidad de que su jefe no comprobara la configuración de Zoom en su ordenador para un tema tan delicado como una vista ante un juez. Finalmente, según han relatado los protagonistas, consiguieron quitar el famoso filtro del gato al abogado, que recuperó su faz humana. Aunque la vista judicial se retrasó a causa de esta mala pasada con la tecnología, se reanudó convenientemente. Posteriormente, los protagonistas han hablado de la profesionalidad y el humor de todos al gestionar una situación tan delicada.

EL JUEZ QUE UTILIZÓ AL GATO-ABOGADO PARA DAR UN CONSEJO

Resulta que la filtración del vídeo con el abogado utilizando el filtro de gato en un acto judicial se debe precisamente a la voluntad del propio juez Roy Ferguson, quien publicó primero en el canal de YouTube de la corte que preside, y después en su perfil de Twitter el suceso como advertencia y consejo del uso de Zoom a nivel profesional.

CONSEJO IMPORTANTE DE ZOOM: Si un niño usó su computadora, antes de unirse a una audiencia virtual, verifique las Opciones de Zoom de Video para asegurarse de que los filtros estén desactivados. Este gatito acaba de hacer un anuncio formal sobre un caso en el 394 (sonido on) .#lawtwitter#OhNo “, se lee en su publicación.

Ante los memes y críticas que recibió el abogado-gato, el juez salió rápidamente en su defensa: “Todos los involucrados lo manejaron con dignidad, y el abogado filtrado mostró una gracia increíble. ¡Verdadero profesionalismo en todos lados!”, publicaba en Twitter, haciendo una llamada a Robert Downey Jr (Ironman) para hacer una película.