domingo, 1 agosto 2021 04:57

El PP lidia con otro posible lío en Pozuelo y se harta de Susana Pérez Quislant

Nuevo incendio en el imperio de Susana Pérez Quislant. La propia alcaldesa de Pozuelo, seis concejales y cuatro funcionarios van a ser demandados por apropiación indebida y prevaricación por asuntos relacionados con el Centro de Empresas de Pozuelo de Alarcón. Pero este no es el único problema que atañe a la señora alcaldesa y es que sus roces con la propia presidenta regional, Isabel Díaz Ayuso, la están situando en la cuerda floja del Partido Popular a pesar de liderar uno de los municipios más poblados y con mayor renta per cápita de España.

Según fuentes municipales, en el Ayuntamiento de Pozuelo de Alarcón se están cometiendo barbaridades administrativas y políticas y es por ello que la propia corporación municipal va a ser demandada por cometer presuntamente dos delitos. Será la Justicia la que decida como procede la acción judicial que está a punto de caer sobre la alcaldesa y su equipo formado por jefes de prensa que duran menos que el fin de semana ya que la propia Pérez Quislant es adicta a comérselos.

Sin embargo, estos líos de Susana Pérez Quislant están hartando a la cúpula del Partido Popular ya que manchan la imagen del partido. La propia presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, ha puesto el ojo de mira en la devoradora de jefes de prensa que custodia Pozuelo ya que allí podría encontrar su lugar su hombre de confianza, Enrique Ruiz Escudero.

UN LÍO EN EL INNPAR

Estas demandas que recaen sobre el equipo municipal de la localidad aluden al “vivero de empresas” que la primera edil pozueleña decidió crear en el INNPAR. Al frente de este centro de empresas, Pérez Quislant colocó a su amigo y concejal de Economía e Invocación del Ayuntamiento de Pozuelo de Alarcón, Luis Magide Blanco. Un grande.

La empresa IABM SL, que ganó un concurso público y que consiguió transformar el INNPAR en un servicio con más de 50 empresas y 200 trabajadores, está a punto de presentar una demanda por apropiación indebida y prevaricación contra media docena de concejales, alcaldesa incluida, y cuatro funcionarios. Lo hacen tras conocer que un año después de su importante labor no seguirían con su actividad en este edificio fantasma antes de su llegada. Además, IABM SL insiste que esta decisión ha sido un engaño y parece que no les quieren siquiera devolver la fianza.

el PP decidirá si seguir aguantando los líos de Susana Pérez Quislant o hacer lo que ella hace con sus jefes de prensa: “devorarla”.

La empresa IABM ha acabado harta de la gestión de Pérez Quislant, tan hartos como la propia alcaldesa con sus jefes de prensa a los cuales terminan en el SEPE en pocos meses. La Justicia dirá y el PP decidirá si seguir aguantando los líos de Susana Pérez Quislant o hacer lo que ella hace con sus fejes de prensa: “devorarla”.