miércoles, 19 enero 2022 12:45

El Gobierno acaba un AVE incompleto que llega a una estación rural de Ourense

Por fin la alta velocidad pisa Galicia. Tras más de veinte años de obras, seis ministros, cuatro presidentes del Gobierno y numerosas fechas y aplazamientos para su culminación, por fin el AVE conecta Madrid con Galicia. Eso sí, lo hace de forma incompleta ya que la línea llegará hasta una pequeña estación de la provincia de Ourense llamada A Gudiña – Puerta de Galicia. De este modo, ciudades como Vigo, Lugo o Santiago de Compostela se quedan sin alta velocidad y con las mismas escasas conexiones ferroviarias que han tenido siempre dejando una Galicia que alberga miles de pueblos aislados.

No obstante, el Gobierno de España ha querido presumir de este «hito ferroviario» inaugurando el primer viaje de este trayecto. El pasado lunes 20 de diciembre, las principales instituciones del Ejecutivo, acompañadas del rey Felipe VI, se han congregado en la estación de Chamartín Clara Campoamor (Madrid) para ver cómo partía este primer tren de alta velocidad. Así, bajo la atenta mirada del monarca, el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez y la ministra de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana, Raquel Sánchez, se han colgado la medalla de llevar el AVE incompleto hasta Galicia. Asimismo, estas autoridades han estado acompañadas de la vicepresidenta segunda y ministra de Trabajo, Yolanda Díaz y del presidente de Galicia, Alberto Núñez Feijoo que ya ha realizado este viaje en alta velocidad.

Tras salir de la capital a las 9.42 de la mañana, el primer AVE a Galicia ha llegado a la estación de A Gudiña (Ourense) a las 11.35 horas. Parándose durante unos minutos en Zamora, los 11 convoys del tren han llegado a Galicia en dos horas. Con esta nueva infraestructura una treintena de nuevos túneles, 30 kilómetros de viaductos y 119 kilómetros de nuevas vías trascurren por unos paisajes nunca antes vistos a bordo de un tren que culminan en Ourense, la nueva puerta de la alta velocidad en el noroeste de la península.

Así la alta velocidad inunda una pequeña estación orensana. Si bien cabe destacar que Ourense es el tercer municipio de Galicia con más habitantes y en ella residen poco más de 100.000 habitantes. Pero el AVE ni siquiera para en el centro de la ciudad ya que la alta velocidad culmina en la nueva estación de A Gudiña – Puerta de Galicia que ha costado a las arcas públicas 3,6 millones de euros de inversión. Así, el AVE incompleto pisa Galicia y llega a una estación rural de la provincia de Ourense.

el AVE ni siquiera para en el centro de la ciudad

No obstante, esta nueva infraestructura llega tras más de una década de obras y se ha sufragado con una impresionante inversión de más de 10.000 millones de euros. El AVE a Galicia se trata de una «deuda histórica» que se tenía con los gallegos que han soportado durante décadas la carencia de infraestructuras de transporte capaces de conectar a las distintas poblaciones de la región. «La Galicia aislada y brumosa que describía Valle-Inclán es hoy historia», ha zanjado la ministra de Transportes, Movilidad y Agenda UrbanaRaquel Sánchez Jiménez

EL AVE PASARÁ POR CASTILLA Y LEÓN

La alta velocidad, que conectará la provincia de Ourense con Madrid, parará también en Castilla y León. En concreto, los trenes de RENFE apagarán momentáneamente sus locomotoras en la ciudad de Zamora conectando así a la capital de España con las zonas rurales de El Bierzo y Sanabria. De esto modo, la región castellanoleonesa se beneficia de esta nueva infraestructura que ha sido recibida con furor en el seno del Gobierno de España.

Durante el viaje inaugural de este AVE incompleto, que pisa Galicia y no llega a las ciudades más pobladas, estaba previsto que el presidente de la Junta de Castilla y León, Alfonso Fernández Mañueco, se subiera a uno de los vagones del tren. Sin embargo, la convocatoria anticipada de elecciones ante la amenaza de moción de censura ha hecho que Fernández Mañueco no haya podido asistir a este acto tan relevante para el ministerio de Raquel Sánchez.

Hace apenas un mes, la propia ministra de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana protagonizó un viaje «en pruebas», junto a otras autoridades y periodistas, que supuso la inauguración del tramo entre Pedralba de la Pradería (Zamora) y Ourense. Este recorrido cruza transversalmente la provincia de Ourense desde el límite con Zamora y es el más complejo de toda la línea desde el punto de vista orográfico y geotécnico debido a sus 32 viaductos y 31 túneles.

Aunque el proyecto de Transportes es incompleto, cabe destacar que ahorrará tiempo a los viajeros. El trayecto desde Ourense a Madrid se verá reducido en 1 hora y 28 minutos aunque desde la estación de A Gudiña – Porta de Galicia se hace necesaria una conexión con el resto de territorios de Galicia. Según ha informado el Ejecutivo, los trenes de Vigo y Pontevedra recortarán sus tiempos actuales en 54 minutos, los de Santiago 1 hora y cuatro minutos, los de A Coruña 1 hora y tres minutos y los de Lugo 57 minutos. De esta forma, los nuevos tiempos de viaje en alta velocidad serán los siguientes: Ourense-Madrid 2 horas y 15 minutos, Vigo-Madrid 4 horas y 16 minutos, Pontevedra-Madrid 4 horas, Santiago-Madrid 3 horas y 20 minutos, A Coruña-Madrid 3 horas y 51 minutos y Lugo-Madrid 4 horas y 46 minutos.