jueves, 26 mayo 2022 14:01

Adiós a la mascarilla en exteriores mientras en Reino Unido lleva meses sin ser obligatoria en interiores

La mascarilla se ha convertido en un complemento imprescindible para todo. Si bien el Gobierno de España dijo que los cubrebocas no eran necesarios al inicio de la pandemia, ahora, y durante los últimos dos años, se han convertido en la principal obsesión del Ejecutivo de Sánchez. Imponer la mascarilla ha sido una de las medidas estrella del Gobierno de la nación para contener la expansión del coronavirus. Aunque su uso en exteriores estuvo suspendido durante unos meses, el auge de contagios durante las Navidades hizo que esta volviera a ser obligatoria al aire libre a pesar de que la comunidad científica cuestionaba su eficacia en el exterior. Tras poco más de un mes con esta medida en vigor, el Consejo de Ministros ha decido volver a retirarla. Eso sí, solo en exteriores, en interiores aún sigue siendo imprescindible a pesar de que otros países como Reino Unido lleven meses sin usar la mascarilla en lugares cerrados y tengan mejores datos epidemiológicos.

La obligatoriedad de hacer uso de la mascarilla en exteriores ha sido una medida muy cuestionada por las autoridades científicas ya que diversos estudios señalan que al aire libre el riesgo de contagio se reduce en un 80%. No obstante, Pedro Sánchez ha optado por hacer uso de este equipo de protección desatando ampollas entre los miembros de la oposición que han asegurado que esta medida no atiende a criterios científicos. El pasado 23 de diciembre de 2021, el Consejo de Ministros aprobó que la mascarilla volviera a ser obligatoria en exteriores ante el boom de contagios debido a la variante ómicron. Sin embargo, las cifras de récord de contagios evidencian que esta medida ha sido poco o nada efectiva puesto que la curva epidemiológica no ha dejado de crecer durante las primeras semanas del 2022.

las cifras de récord de contagios evidencian que esta medida ha sido poco o nada efectiva

De este modo, el Gobierno ha decidido suspender este acuerdo y hacer que la mascarilla ya no sea obligatoria en exteriores a partir del jueves 10 de febrero de 2021. Tampoco lo será en los patios de los centros escolares que se encuentren al aire libre. Fijándose en países vecinos como Reino Unido donde nunca ha sido obligatoria la mascarilla en exteriores, el Ministerio de Sanidad ha decidido suspender esta imposición.

Sin embargo, la mascarilla en lugares cerrados sigue siendo más que obligatoria. A punto de cumplir dos años de pandemia, este objeto sigue siendo imprescindible para acceder a un lugar cerrado donde se concentren personas. Da igual que tipología de mascarilla luzcas o cual sea su duración efectiva, hay que llevar cubierta la nariz y la boca para evitar expandir el virus que ha cambiado el planeta.

Llama la atención como aún no existe ningún atisbo por parte de las instituciones de retirar las mascarillas, al menos en espacios cerrados, a pesar de que el Ejecutivo empezará a hablar de tratar al coronavirus como una enfermedad endémica. Al contrario de lo que ocurre en Reino Unido, donde la mascarilla dejó de ser obligatoria en abril de 2021, el Gobierno de España no se plantea aún su retirada. Cabe destacar que la nación británica supera a España en población y su capital, Londres, atesora una importante densidad de población cosmopolita que se funde con turistas de todo el mundo. A pesar de tener estas características poblacionales, las autoridades británicas no han creído fervientemente en el uso de la mascarilla y desde hace meses se hace extraño encontrar a alguna persona con este accesorio sobre su rostro. Pero lo más sorprendente de todo es que Reino Unido tiene mejores datos epidemiológicos que España a pesar de que en la nación de la península ibérica sea obligatorio el uso de la mascarilla, haya menos población y exista un mayor porcentaje de vacunados que en territorio inglés.

Boris Johnson

¿ES EFECTIVA LA MASCARILLA?

La explosión del coronavirus ha cambiado nuestra forma de relacionarnos. La mascarilla era un objeto desconocido para gran parte de la población, sin embargo, ahora es imprescindible para desempeñar cualquier tipo de actividad que implique contacto social. Aunque al principio de la pandemia su desabastecimiento hizo que las propias instituciones cuestionaran su eficacia, hoy, todos los organismos nacionales e internacionales de salud pública coinciden en que el uso de mascarillas es eficaz para evitar el contagio de Covid-19.

No obstante, su uso en exclusiva no garantiza estar protegido de una potencial infección si no va acompañado de más medidas preventivas. Según explica la Organización Mundial de la Salud (OMS), «el uso de mascarillas forma parte de un conjunto integral de medidas de prevención y control que pueden limitar la propagación de determinadas enfermedades respiratorias causadas por virus, en particular la Covid-19». No obstante, ninguna medida preventiva evita al 100% el contagio.