lunes, 15 agosto 2022 02:46

Ada Colau vende la ampliación del Puerto de Barcelona a empresas privadas

La ampliación del Puerto de Barcelona ya es una realidad. A pesar de las reivindicaciones vecinales y las movilizaciones ecologistas, la alcaldesa catalana, Ada Colau, ha decidido ampliar la infraestructura portuaria. Lo ha hecho a través de empresas privadas como Barcelona Towage que ya han conseguido el visto bueno para ampliar la superficie de su concesión. Ante el bloqueo del Puerto de Valencia, Ada Colau ha decido mover ficha para ampliar el puerto de la ciudad condal a través de empresas privadas en un plan de transformación que ya ha sido aprobado. El objetivo es conseguir fondos económicos a costa de la masificación de esta infraestructura portuaria que ya sufre una congestión sin precedentes. Sobre todo en términos turísticos, ya que más de 400.000 cruceristas llegan al mes hasta la ciudad condal a través de este puerto saturando cada vez más la ciudad.

El objetivo es conseguir fondos económicos a costa de la masificación de esta infraestructura portuaria que ya sufre una congestión sin precedentes

Llama la atención como la propia alcaldesa se ha decantado por la ampliación del Puerto de Barcelona y a la vez ha llamado a limitar los cruceros que atracan a diario en la misma. La primera edil barcelonesa, Ada Colau, ha propuesto limitar a tres el número de cruceros para no favorecer la masificación turística que en ocasiones ahoga a la ciudad española. Según datos oficiales, 400.000 turistas al mes llegan hasta Barcelona gracias a los cruceros. Aunque esta cifra sea positiva desde el prisma económico, no lo es en otros ámbitos ya que el turismo llega a saturar la ciudad. De este modo, la alcaldesa catalana ha pedido reducir a la mitad, es decir, a 200.000 cruceristas los que desembarquen cada mes en Barcelona. Es importante reseñar que estas actuaciones ya se han llevado a cabo en otros puertos como el de Palma de Mallorca.

No obstante, a pesar de los planes municipales para limitar el número de cruceros, Ada Colau si se ha propuesto ampliar las superficies concesionarias. En un anuncio de la Autoridad Portuaria de Barcelona al que ha tenido acceso MONCLOA.com se somete a información pública la solicitud presentada por Barcelona Towage S.L. para ampliar la superficie de la concesión de la que es titular en el muelle de Evaristo Fernández del Puerto de Barcelona. Gracias a esta ampliación, la empresa privada podrá albergar actividades complementarias al servicio portuario de remolque, mediante la incorporación de una superficie de lámina de agua, con el objeto de dar respuesta a la necesidad de gestión de atraque y operaciones marítimas relacionadas con la concesión. De este modo, el director general de la autoridad portuaria de Barcelona, José Alberto Carbonell, ha dado luz verde a esta ampliación a través de concesiones a empresas privadas.

ADA COLAU TRATÓ DE LIMITAR EL PUERTO DE BARCELONA

Esta ampliación del Puerto de Barcelona es uno de los guiños que la alcaldesa ha querido hacer hacia los empresarios que gestionan esta infraestructura tan importante para la ciudad condal. Sin embargo, no todo han sido facilidades para la dirección del Puerto de Barcelona ya que la alcaldesa de la ciudad pidió a las instituciones estatales que se limitarán los cruceros en dicho enclave marítimo. Las razones que llevaron a Ada Colau a pedir al Ministerio de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana que limitara los cruceros fueron principalmente dos: la masificación turística y la contaminación que traen. Cabe destacar que estas embarcaciones atracan en plena ciudad y provocan el desembarco de cientos de miles de turistas al año.

El Puerto de Barcelona cruceros

Desde el Puerto de Barcelona aseguraron que se está actuando de la mejor forma posible. El presidente del Puerto de Barcelona, Damià Calvet, ha defendido que la infraestructura “está haciendo los deberes en beneficio de la economía, el empleo y la reputación de Barcelona”. Calvet ha sacado pecho por la gestión del Puerto de Barcelona tras recibir la carta enviada por la alcaldesa de la ciudad en la que pedía una mesa de trabajo para limitar el número de cruceros que atracan a diario en Barcelona. Además, Damià Calvet, ha señalado que los porcentajes de emisiones son “mucho menores al indiscutible beneficio económico que generan” y ha recordado que las emisiones contaminantes “son muy inferiores a cualquier límite legal o recomendado”.

En 2019, los cruceros dejaron en Barcelona 500 millones de euros, una cifra nada despreciable para contribuir a la economía de la ciudad condal. Asimismo, el presidente del Puerto de Barcelona ha recalcado que los cruceros tienen un impacto económico de 1.000 millones de euros y dan trabajo a 9.000 personas. No obstante, pasando por alto estos elevados ingresos, Ada Colau se ha propuesto limitar a tres los cruceros que atraquen a diario en el Puerto de Barcelona.

Además de las cifras económicas, los cruceros también traen miles de turistas al año a la ciudad española. Según datos oficiales del Puerto, los cruceros significan el 10% de los turistas que llegan hasta Barcelona por lo que son de vital importancia para este sector tan importante para la economía nacional.