martes, 29 noviembre 2022 06:16

Las asociaciones profesionales de militares dejan plantado por tercera vez al Ministerio de Defensa

Una vez más, las asociaciones profesionales de militares han decidido dejar plantados a los altos cargos del Ministerio de Defensa en la reunión del Consejo de Personal de las Fuerzas Armadas (COPERFAS). Se trata de la Asociación de Tropa y Marinería Española (ATME) que, al no ver aceptadas sus demandas, ha decidido no asistir al encuentro con el Ministerio de Defensa del Gobierno de España. Y es que son muchos los motivos que han llevado a ATME a rechazar el encuentro ministerial. Desde no modificar la Ley de Derechos y Deberes de los militares, hasta rechazar incrementos salariales, pasando por eliminar el límite de edad para la promoción a las escalas de oficiales y suboficiales. La relación entre las asociaciones profesionales de militares con el Ministerio de Defensa, liderado por Margarita Robles, está enquistada. De nada ha servido que Defensa les haya regado con subvenciones. Una de las principales asociaciones profesionales, la de la Tropa y Marinería Española, ha decidido no asistir al encuentro que tienen con los representantes ministeriales. ATME no acudirá al Pleno del Consejo de Personal de las Fuerzas Armadas (COPERFAS) en el cual tiene representación. Por tercera vez, la Asociación de Tropa y Marinería Española (ATME) ha decidido dejar plantados a los representantes ministeriales.

La relación entre las asociaciones profesionales de militares con el Ministerio de Defensa está enquistada

El principal motivo de su no asistencia es el fracaso de la reciente Comisión de Trabajo sobre Retribuciones en la que se rechazó la última propuesta sobre una Ley de Carrera Integral y se paralizó la Comisión de Trabajo sobre la modificación de la Ley de Derechos y Deberes que lleva sin actualizarse desde hace más de 5 años. «Nada ha cambiado en las posiciones del Ministerio de Defensa con respecto a las propuestas y reclamaciones presentadas por la mayoría de las asociaciones profesionales militares. El resultado de la Comisión de Trabajo sobre Retribuciones fue decepcionante, al no aportar ningún tipo de mejora tangible para las retribuciones militares ni proponer la modificación del Reglamento de Retribuciones», explica el presidente de ATME, Marco Antonio Gómez en una conversación con MONCLOA.com.

La relación entre las asociaciones profesionales de militares y el Ministerio de Defensa, liderado por Margarita Robles, está más que tensionada. ATME, junto a otras asociaciones como ASFASPRO y UMT, reclamaron la creación de una Ley Integral de la Carrera Militar, donde estuvieran reflejadas todas las escalas de las Fuerzas Armadas. Sin embargo, esta propuesta fue rechazada por Defensa bajo el pretexto de que las dos leyes actuales desarrollaban modelos de carrera que estaban funcionando bien, siendo necesario darles continuidad y permanencia para consolidarlas en el tiempo. Algo que rechazan desde las asociaciones profesionales de militares.

Asimismo, el departamento que dirige Margarita Robles aseguraba que la Subcomisión sobre reforma del régimen transitorio de la Ley de la carrera militar (2014) y la Subcomisión de Defensa para el estudio del régimen profesional de los militares de tropa y marinería (2018), en ningún momento reflejaron la necesidad de integrar ambas leyes. Además, los militares afean que no exista un informe final ni ninguna modificación sobre la Comisión de Trabajo Temporal para estudiar, evaluar y analizar el estado actual de los derechos reconocidos y regulados por la Ley Orgánica 9/2011 de derechos y deberes de los miembros de las Fuerzas Armadas.

Pero por si esto fuera poco, las asociaciones militares también critican el repentino cambio de criterio sobre la eliminación del límite de edad para la promoción a las escalas de oficiales y suboficiales de las Fuerzas Armadas. Estos límites de edad fueron descartados una y otra vez en diferentes plenos del COPERFAS, siendo incluso rechazado una semana antes de la publicación de la noticia por Defensa un recurso de ATME sobre dicho tema.

LAS ASOCIACIONES PROFESIONALES DE MILITARES NO PEDIRÁN SUBVENCIONES

Asimismo, la Asociación de Tropa y Marinería Española (ATME) ha decidido no solicitar las últimas subvenciones convocadas por el Ministerio de Defensa ya que entienden que son un insulto ante la negativa de subir sueldos a soldados y marineros que perciben tan solo 1.075 euros netos al mes. Para tratar de apaciguar los ánimos, el Ministerio de Defensa ha decidido aprobar una convocatoria de subvenciones para las asociaciones profesionales.

«Es un insulto que después de tres manifestaciones seguidas reivindicando mejoras salariales y profesionales, convocadas por ATME y otras asociaciones, se anuncie por parte del Ministerio de Defensa que habrá subvenciones para las asociaciones. No se puede hacer corporativismo político, ni con los partidos que apoyan al actual gobierno ni con los partidos que apoyaron a gobiernos anteriores, Hay que exigirles y reclamarles, especialmente donde más les duele, que es mostrando a la ciudadanía que sus militares, los servidores púbicos peor retribuidos y a los que se les exige hasta la entrega de su vida en caso de ser necesario, son olvidados y postergados», denuncia el presidente de ATME, Marco Antonio Gómez en una conversación con MONCLOA.com.