viernes, 9 diciembre 2022 04:38

El Congreso se plantea subir el elevado sueldo de los diputados

El Congreso quiere seguir ampliando las ya buenas condiciones de los diputados. Actualmente, la inflación en España se sitúa en un 9%, lo que ha provocado que los precios de todos los productos se encuentren por las nubes. A ello se suma la crisis energética en la que se encuentra subida tanto España como toda Europa, lo que está afectando al bolsillo de todos los españoles. Sin embargo, la Mesa del Congreso de los Diputados se está planteando subir el sueldo a los miembros de esta Cámara, a pesar de que ya cuentan con un elevado salario. Todo ello a pesar de que ahora España está sumida en una crisis, que le está dando al Gobierno serios quebraderos de cabeza, dado que ya no saben que hacer para mejorar la situación de los españoles. Y, en medio de este panorama, la Mesa del Congreso de los Diputados considera que es el momento perfecto para llevar a cabo una subida del salario de los miembros de la Cámara Baja.

Que los diputados del Congreso cuentan con un elevad sueldo es un hecho conocidos por todos. Los políticos de los grupos parlamentarios cada vez reciben una elevada cantidad de dinero en su cuenta corriente. Una cifra muy alejada a la que reciben la mayoría de los ciudadanos españoles. Sin embargo, para Meritxell Batet y para toda la Mesa de la Cámara Baja esto no es suficiente. Considera que necesitan un salario más elevado para poder seguir disfrutando de la vida que viven. Y, por ello, se están planteando aumentar todavía más la remuneración de estos políticos. Después de que el Gobierno haya anunciado que aumentará un 8% el salario de los funcionarios en tres años, la presidenta del Congreso ha decidido que también ha llegado el momento de subírselo a todos los diputados. Pero hay un político que se ha opuesto a esta cuestión.

El diputado, vicepresidente y portavoz de Ciudadanos, Edmundo Bal, ha decidido pronunciarse sobre esta cuestión a las puerta de la Cámara Baja y ha asegurado que su partido se opondrá a la subida de salario de los diputados que pretende llevar a cabo la Mesa del Congreso. Este político ha asegurado con la que está cayendo plantearse, que las personas que ya cobran bien se quieran subir el sueldo es inaceptable. Además, ha destacado que esta subida ya se planteado durante el año pasado, aunque gracias a la oposición de Ciudadanos no se llevó a cabo. Ahora, han vuelto a plantearse y Edmundo Bal ha asegurado que la formación naranja no permitirá que esto ocurra.

A la subida salarial se une también la compra de iPhone 13 para todos los diputados, algo sobre lo que también ha querido pronunciarse Edmundo Bal. Este político se ha preguntado cómo es posible que un trabajador del estado o la administración pública tenga derecho a recibir un terminal móvil de 1.500 euros. Además, ha calificado este hecho como un «privilegio inaudito». Y todavía más en un momento en el que España está atravesando una situación difícil suscitada por el elevado porcentaje de la inflación.

EL CONGRESO REGALA UN IPHONE 13 A TODOS LOS DIPUTADOS

No es comprensible para los diputados del Congreso empezar la nueva temporada y tener un «obsoleto» iPhone 12. No hay país que se precie en la UE que no se deje un buen dinero público, en este caso hablamos de nada menos que 1.018.789 euros, para que sus representantes públicos tengan el mejor terminal móvil. Y así lo ha hecho el Congreso con el dinero de todos los españoles. Nada más arrancar septiembre, los parlamentarios han conseguido que les renueven el teléfono móvil para la nueva temporada. El dinero va destinado a comprar el iPhone 13, algo que han repetido a lo largo de todos los años para que no se queden sin su teléfono de última generación. La cuenta la pagamos los españoles, pero el móvil se lo quedan los representantes.

Este nuevo anuncio no es algo nuevo. Lo hacen todos los años porque los parlamentarios se resisten a quedarse su teléfono viejo y quieren renovar su terminal móvil cada año. Nadie se resiste. Y no es algo que solo afecte al Congreso de los Diputados. También hay senadores y altos funcionarios que viven de comprarle teléfonos a Apple. Pero lo curioso es que ya se refleje en el BOE la compra de estos teléfonos, especialmente cuando se desgrana el importe. El iPhone 13 más básico cuesta alrededor de los 800 euros. Si te vas al Pro Max elevas el precio hasta cerca de los 1.300 euros. Con esto encima de la mesa y con un importe de 1.018.789 euros, se han comprado alrededor de 1.200 teléfonos. Eso siempre que se tenga en cuenta que los modelos que se han comprado no sean los más baratos.