martes, 6 diciembre 2022 01:01

Todos menos Ciudadanos votan en contra de eliminar las mascarilla del transporte público

Que se mantenga el uso obligatorio de las mascarilla en el transporte público es algo que nadie entiende, menos Ciudadanos. La formación naranja, que dirige Inés Arrimadas, es la única que ha votado a favor de eliminar el uso de la mascarilla en los medios de transporte públicos. Cada cierto tiempo el Congreso de los Diputados lleva a votación cuestión, dado que en algún momento debe desaparecer definitivamente su uso obligatorio en cierto espacios. Así, durante la sesión que se ha llevado a cabo este jueves han vuelto a someter a debate de la Cámara el uso del cubrebocas y, para sorpresa de muchos, la mayoría de los diputados han votado en contra de eliminar la mascarilla del transporte público. El PSOE, PP, Unidas Podemos y otros grupos nacionalistas ha emitido su rechazo ante esta cuestión. Sin embargo, Ciudadanos ha sido de los pocos que ha votado a favor, ya que consideran que es «lamentable» que se siga obligando a los españoles a llevar la mascarilla en los medios de transporte públicos.

Desde el comienzo de la pandemia, la mascarilla ha sido de los sistemas de protección más eficaces que ha permitido reducir el número de contagios. Hace dos años, cuando el coronavirus irrumpió en el planeta, las mascarilla se convirtieron en algo imprescindible. Se decretó su uso obligatorio en todo momento, el único sitio donde no era necesario portar el cubrebocas era en casa. A medida que disminuyó el número de contagios las restricciones respecto a su uso comenzaron a reducir. Primero se eliminó la obligatoriedad de usarla en exteriores, a excepción de sitios multitudinarios. Después, llegó el turno a los espacios cerrados. Y, ahora, únicamente es necesario utilizarla en centros sanitarios y en el transporte público. Aunque muchos no entienden que continúe siendo obligatorio en este último escenario, dado que no lo es en conciertos o discotecas donde se reúne un mayor número de personas.

psoe, pp, unidas podemos y algunos grupos nacionalistas han votado a favor de mantener la mascarilla en el transporte público

Por este motivo, la Cámara Baja cada determinado periodo de tiempo somete a debate de todos los grupos parlamentarios su eliminación en los medios de transporte públicos. La última se ha producido durante este jueves y se ha determinado que continuará siendo obligatoria en dicho ámbito. En concreto, PSOE, PP, Unidas Podemos y algunos partidos nacionalistas han emitido su rechazo, su negativa a que se elimine el uso del cubrebocas en vehículos como el autobús, el metro, el tren o el taxi. Por otra parte, Ciudadanos es de los pocos partidos que apuestan levantar esta restricción y que su uso, de momento, quede reducido a los centros sanitarios.

La líder de la formación naranja, Inés Arrimadas, no ha dudado en criticar esta cuestión desde su cuenta de Twitter, donde ha escrito: «Es lamentable que PSOE, PP, Podemos y nacionalistas sigan obligando a los españoles a llevar mascarilla en transporte público. Poder estar con 100 personas libremente en una fiesta pero tener que ponérsela en el tren no tiene base científica alguna». Y es que, el cubrebocas ya no es necesario en espacios como los festival o conciertos, las discotecas o el teatro, áreas donde se concentra un número elevado de personas. Por este motivo, desde Ciudadanos no entiende que la Cámara Baja haya rechazado esta cuestión y más aún dada la situación pandemia que viven España, donde el número de contagios es sumamente reducido.

El Gobierno que dirige Pedro Sánchez, así como el resto de formaciones que apuestan por mantener las mascarilla, se han convertido en una especie de mask-lovers a los que les da igual la situación pandémica que viva España con tal de mantener esta restricción. Una limitación que resulta «lamentable» para Ciudadanos, dado que si se pueden llevar a cabo otras actividades donde se concentra muchas más personas. Así, no han dudado en votar a favor de eliminar esta restricción en el transporte público, aunque han sido los único de todo el Congreso de los Diputados.

CIUDADANOS TAMBIÉN SE POSICIONÓ EN CONTRA DE LA COMPRA DE IPHONE 13 PARA LOS DIPUTADOS

Las mascarillas no es la única cuestión sobre la que Ciudadanos se ha situado en contra de prácticamente todo el Congreso de los Diputados. La formación naranja también emitió su rechazo que la Cámara Baja comprara el nuevo iPhone 13 a todos los diputados. En particular, fue Edmundo Bal no de los pocos parlamentarios que se ha negado a que ese gasto de más de un millón de euros públicos se ejecute con tal de renovar el terminal de los representantes políticos. Nada más arrancar septiembre, los parlamentarios han conseguido que les renueven el teléfono móvil para la nueva temporada. El dinero va destinado a comprar el iPhone 13, algo que han repetido a lo largo de todos los años para que no se queden sin su teléfono de última generación. La cuenta la pagamos los españoles, pero el móvil se lo quedan los representantes. Por este motivo, desde Ciudadanos no han dudado en rechazar esta compra.