jueves, 20 junio 2024

Yolanda Díaz se lanza a la conquista de Cataluña con su plataforma Sumar mientras Podemos espera por ella

La vicepresidenta segunda y ministra del Trabajo, Yolanda Díaz, se prepara para la conquista de Cataluña el próximo fin de semana, donde tendrá una serie de eventos con su plataforma Sumar, que será presentada en Barcelona y Tarragona, donde estará acompañada por Ada Colau, alcaldesa de la ciudad de Barcelona.

La líder de Sumar lanzó sendos carteles en sus redes sociales, escritos en catalán, para anunciar que el próximo fin de semana estará en Cataluña, para anunciar, en catalán, que 2023 será el año de Sumar, dejando, una vez más, claro que su norte es la nueva formación política y que Unidas Podemos no aparecerá en sus planes.

Yolanda diaz cataluna Moncloa

Continúan pasando los días y se acerca, cada vez más, la fecha de las elecciones municipales y autonómicas, sin que la ministra defina cuál será el papel de Unidas Podemos dentro de su formación política, a pesar de que varios de los portavoces de la formación morada han alzado la mano para señalarle que es necesario llegar a un acuerdo que aglutine a todas las fuerzas de la izquierda, pues el escenario de presentarse divididos les restaría un importante número de votantes.

Lo curioso es que en este evento Díaz estará acompañada de Colau, miembro de Unidas Podemos, pues en los eventos anteriores de Sumar, la líder ha evitado darle protagonismo a ningún miembro del partido liderado por Ione Belarra, pese a que hasta la propia ministra Irene Montero ha llegado a decir a los medios de comunicación que esperan que la ministra del Trabajo sea la candidata de la izquierda y que se tendría que definir lo antes posible para poder asegurar la movilización del electorado.

Sin embargo, mientras Podemos aprovecha cada oportunidad para hacerle guiños a Yolanda Díaz, la líder de Sumar pasa de ellos y solo le permite acercarse a unos pocos de la tolda morada, pues dentro de su proyecto político están tomando en cuenta las encuestas que ponen al partido morado muy lejos de las preferencias de los votantes, debido a todos los escándalos en los que se han visto envueltos y a la falta de liderazgo visible, pues las ministras Ione Belarra e Irene Montero, que son quienes más dan la cara por la formación política, no tienen el arrastre que llegó a tener Pablo Iglesias en su momento.

Yolanda Díaz ha dicho que no tenía intenciones de presentarse a las autonómicas y municipales con Sumar, pero a medida que pasan los meses, la izquierda va necesitando que la actual ministra del Trabajo defina cuáles son sus verdaderas intenciones políticas, pues la crisis de liderazgo y la falta de propuestas está dejando muy rezagado a la formación morada.

Mientras Yolanda Díaz prepara su gira por Cataluña, la formación que lidera insiste en la recaudación de recursos a través de los donativos que solicitan a los afiliados mediante correos electrónicos en los cuales invitan a hacer aportes económicos para apoyar el proyecto político de la actual ministra del Trabajo, que busca consolidarse como una líder de la izquierda española, pero no bajo el cobijo de ninguno de los partidos que ya existen, pues la política insiste en montar su tienda aparte, con propuestas que no han sido del todo develadas, pero cuyo propósito es presentar una «nueva» alternativa a quienes se identifican con la izquierda, pero que ya no sienten afinidad con lo que proyecta el PSOE y mucho menos con lo que plantea Unidas Podemos y su liderazgo.

En días pasado salió Lilith Verstrynge, secretaria de Organización de Podemos a hacerle un nuevo guiño a Díaz para que sea la candidata de la izquierda, pero con la advertencia previa de que primero debe estar garantizada la unidad dentro de estas formaciones que esperan poder un importante número de cargos para las próximas elecciones que se celebrarán en mayo.

Como ya es costumbre, Díaz no dijo ni una sola palabra al respecto y volvió a pasar de la propuesta de Podemos, como ya lleva meses haciéndolo, a pesar del desespero de la formación morada, que ve pasar los días sin que se terminen de concretar alianzas.

No obstante, en días pasados algunas encuestas publicadas señalaban que los electores preferían que Yolanda Díaz se presentara a las elecciones pero sin Podemos, lo que ratifica que quienes sienten afinidad por la izquierda, no ven en Podemos una alternativa para sacar adelante un planteamiento político que les resulte suficientemente atractivo.