10 pueblos bonitos de Castilla-La Mancha que están a un paso de Madrid

Castilla-La Mancha, la región española situada entre los montes y los ríos que serpentean y atraviesan su territorio, ofrece al visitante numerosos lugares de interés y tesoros escondidos entre sus bellas extensiones de paisaje.

A poco menos de una hora de Madrid, Castilla-La Mancha es la región más extensa de España, con capitalidad en Toledo. Esta región se compone de cinco provincias: Albacete, Ciudad Real, Cuenca, Guadalajara y Toledo. Aunque todas estas provincias ofrecen lugares de interés que el viajero debe conocer, en esta ocasión nos centraremos en los 10 pueblos más bonitos de la región, a un paso de Madrid.

Tomelloso, provincia de Ciudad Real, Castilla-La Mancha

Tomelloso provincia de Ciudad Real

Conocido también como el Jardín de Castilla-La Mancha, Tomelloso se encuentra a unos 80 Km al sur de Madrid. Esta localidad es conocida por ser la patria de las famosas manzanas rojas de Tomelloso, cultivadas principalmente en la zona de Los Llanos y que han conquistado numerosos y prestigiosos premios en toda España.

Tomelloso es un hermoso pueblo montañoso, envuelto de tranquilos paseos arbolados que abrazan sus calles principales, como las Alameda y la Paseo de La Figura. La localidad se caracteriza, por ser un oasis de alegría, siempre alegre, con novedosas ideas, proyectos cordiales y una increíble calidez por parte de los vecinos.

Fundado en la Edad Media, la ciudad de Tomelloso se caracteriza por su preciosa arquitectura que data de los siglos XVI al XIX, con lindísimas vistas de acueductos, torres y casas con fachadas que te remontarán en el tiempo. Siempre se recomienda conocer el Barrio de La Morera, una extensión arbolada que recorre Tomelloso cuyo cruce es el emblema de la localidad.