Inicio Lo más visto Caso Koldo: la Guardia Civil encontró un arma de fuego en casa del principal empresario

Caso Koldo: la Guardia Civil encontró un arma de fuego en casa del principal empresario

0
Caso Koldo: la Guardia Civil encontró un arma de fuego en casa del principal empresario
Víctor de Aldama, presidente del Zamora y uno de los principales investigados en el caso Koldo

El empresario y presidente del Zamora C.F. Víctor de Aldama tenía un arma de fuego ilegal en su casa de la madrileña urbanización Ciudalcampo, en concreto una carabina de repetición manual, calibre 44 marca Tiger. La encontraron el 19 de febrero de 2024 cuando el empresario fue detenido. No fue la única arma encontrada, ya que durante la detención y registro en casa del empresario murciano y orden del Mérito con distintivo Blanco, Rogelio Pujalte, los agentes encontraron una defensa eléctrica o pistola táser y una defensa extensible, ambas ilegales.

A veces hay empresarios que poseen armas de fuego en casa, pero en la mayor parte de las ocasiones estas armas están debidamente custodiadas en una caja fuerte o caja de armas y con sus correspondientes licencias en vigor.

El arma encontrada en casa de Víctor de Aldama.

Pero Aldama no fue el único de los implicados en la trama al que se le encontró un arma. Otro empresario, Rogelio Pujalte, tenía una defensa extensible y una pistola eléctrica Táser en su casa. Ambos empresarios han sido propuestos para el delito de tenencia ilícita de armas por la Guardia Civil ante el juez Ismael Moreno de la Audiencia Nacional, que instruye esta causa por delitos de tráfico de influencias, cohecho, blanqueo de capitales y pertenencia a organización criminal, aunque de los dos el único imputado es, de momento, Aldama.

KOLDO Y SU MIEDO A ALDAMA

Uno de los tres principales imputados y que da nombre al caso, Koldo García Izaguirre, ya demostraba en una conversación telefónica con el empresario Juan Carlos Cueto, otro de los imputados, tener bastante miedo a Aldama, sin que se explique el origen de ese temor.

«ME DA VERDADERO MIEDO ACERCARME, PERO PÁNICO», LLEGÓ A DECIR KOLDO SOBRE ALDAMA

El 14 diciembre de 2023 a las 8.54 horas se producía una conversación telefónica entre Cueto y Koldo que fue grabada y aportada al sumario por la Guardia Civil. Los agentes la transcribieron desde el minuto 00.35. Ambos hombres hablaron sobre el contrato de mascarillas de Baleares que presentaba problemas por la reclamación del Gobierno Balear y de la inspección de Hacienda que Aldama esperaba, nombrado aquí por el alias de «Guau guau», aunque también le llamaban «perro» o «pitbull» entre otros motes.

Cueto: Otra cosa… a lo mejor quedo mañana con el «Guau guau», ¿vale? para otras cosas más.

Koldo: Yo que tu saldría corriendo… pero bueno… es mi opinión.

Cueto: Ya, ya sé que saldría corriendo, pero bueno eh voy a ver si le convenzo para que me haga algún favor relacionado con lo nuestro ¿vale? y ya, con lo que sea, te digo tranquilamente.

Koldo: Vale, ten cuidado.

Cueto: No, si ya lo sé. Pero le diré que está todo el mundo en buena disposición a ver si está el tío por la labor ¿vale? Porque yo también tengo mis problemas.

Koldo: No, no. Yo lo único que te digo es que tengas cuidado… a mi me da verdadero miedo acercarme… pero pánico.

Cueto: Vale, vale. Pero es que tengo que quedar con él por otras cosas que estamos haciendo, otras cosas relacionadas con el tema de la inspección.

Koldo: No, que te entiendo, te entiendo, lo único que te digo es que tengas cuidado.

Llama la atención que un hombre como Koldo García Izaguirre muestre este temor a la figura de Víctor de Aldama, teniendo en cuenta que Koldo ha trabajado como portero en un club de alterne e incluso fue juzgado dos veces por protagonizar altercados en Navarra. Quizás el miedo de Koldo García no fuese un miedo físico sino temor a que lo relacionasen de alguna manera con este empresario.

El informe de la Guardia Civil que extrajo esa conversación también se refiere a que «en esta misma llamada telefónica Cueto le comenta a Koldo que tiene intención de ponerse en contacto con Aldama. Del transcurso de esta investigación esta Unidad ha inferido que los investigados Cueto y Koldo se refieren a Aldama como pitbull, perro o Guau Guau».

Poco después Cueto llamó a Aldama para concertar una cita en Madrid y «tras una respuesta positiva de éste, Cuento le interroga si podrían mantener un encuentro por la mañana». La Guardia Civil cree que «el motivo, o al menos parte, de que Cueto contacte con Aldama para reunirse en persona, podría estar relacionado con la inspección de la AEAT».

Además, «el hecho de que Cueto comente con Koldo su interés en reunirse con Aldama unido a la frase pronunciada por Cueto en su conversación con Koldo, «voy a ver si le convenzo para que me haga algún favor relacionado con lo nuestro» apunta a que uno de los temas que aborden Cueto y Aldama también serían del interés de Koldo» y los investigadores añaden que «este extremo resulta revelador si se tiene en cuenta que a día de hoy este triángulo Koldo-Cueto-Aldama únicamente estaría unido por los contratos investigados (mascarillas) y que fueron adjudicados cuando Koldo era funcionario único.

EL HOMBRE DEL CHIVATAZO A KOLDO

Durante las detenciones y registros del pasado 19 de febrero la Guardia Civil encontró en el domicilio del empresario Rogelio Pujalte una pistola eléctrica y una defensa extensible. Este empresario murciano fue involucrado en la trama porque presuntamente habría sido quien avisó a Koldo García de que estaba siendo investigado por la UCO de la Guardia Civil.

La Fiscalía Anticorrupción sospecha, y así lo recoge en la querella presentada en la Audiencia Nacional, que este dueño de un depósito de coches judicial de Murcia habría enviado un mensaje a García alertándole de que le estaban investigando.

Las armas incautadas a Rogelio Pujalte.

Fue el pasado 3 de febrero cuando Pujalte advirtió a Koldo de que no utilizara en sus dispositivos la aplicación Telegram. Un consejo al que el ex asesor del ministro José Luis Ábalos respondió restándole importancia: «Lo sé todo». Esa conversación fue recogida en un oficio de la Benemérita con fecha de 9 de febrero de 2024 y que la Fiscalía redactó como que «se puede colegir que Rogelio está avisando a Koldo de que está siendo objeto de investigación», apuntaba el fiscal.