policía Lavapiés

El vídeo de una reciente detención policial a un hombre negro en Lavapiés se ha viralizado en redes este sábado, en cuanto a que decenas de personas están comparando lo ocurrido con el “racismo institucional” que asesinó a George Floyd en Estados Unidos.

“Esto no es Minneapolis, esto pasó ayer en el barrio de Lavapiés (Madrid). Entre 6 policías intentan asfixiar a un migrante detenido”, escribe @FonsiLoaiza, adjuntando el vídeo. Lo que se ve en la grabación es a un hombre intentando desplazarse lejos del coche policial, mientras cuatro policías tratan de inmovilizarle. El detenido grita: “La rodilla no”, lo cual genera un fuerte revuelo entre los que estaban contemplando la escena.

Una chica acude a intentar auxiliar al detenido, y un policía la separa de forma que esta cae al suelo. La chica vuelve a acercarse pero otro hombre negro coge a la mujer para alejarla de la trifulca.

“Lo de todos los días en Lavapiés, amics”, dice otro usuario. Algunos han valorado que sucesos como estos ocurren a menudo en el céntrico barrio madrileño, y acusan a la policía de sobrepasarse.

CRISPACIÓN EN REDES

Sin embargo, otros muchos han criticado el hecho de que se compare este suceso con el asesinato de George Floyd al otro lado del charco, cuando un policía le asfixió presionando su rodilla contra el cuello del hombre.

Exponen que el que estaba siendo detenido en Lavapiés estaba oponiendo resistencia, intentando escapar del vehículo policial. Por ello, los agentes actuaron correctamente al impedir su fuga. Se ha reabierto así el debate entre lo que llega a considerarse violencia policial y lo que no. También ha recibido críticas la chica que plantó cara a los policías con la intención de defender al delincuente, a quien han regañado que interfiriese en la operación policial.

Comentarios