jueves, 2 diciembre 2021 13:40

La estrategia de comunicación Ayuso arrasa en el extranjero ante un Casado inexistente

La presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, acapara titulares más allá de nuestras fronteras. Esta vez ha sido la publicación semanal inglesa The Economist en cuyas páginas ilustra a Díaz Ayuso como la esperanza de la derecha española. También The Times identificó a Díaz Ayuso como «la dama de hierro española». Pero no solo la prensa inglesa se deshace en elogios hacia la presidenta de la Comunidad de Madrid y es que los periódicos italianos también ponen a Díaz Ayuso en portada como referente en la gestión de la crisis del coronavirus. La estrategia de comunicación de Isabel Díaz Ayuso ha calado en la prensa extranjera, sin embargo, de Pablo Casado ni rastro en los periódicos internacionales.

«Isabel Díaz Ayuso, the new hope of Spain’s right», este es el título de la reciente publicación de The Economist en la que se ensalza la labor política de la presidenta de la Comunidad de Madrid. El cronista del tabloide inglés la pone como una referente liberal aclamada por el pueblo madrileño. The Economist alaba desde su gestión de la pandemia del coronavirus hasta su lema basado en la elección del comunismo o la libertad, toda una oda de elogios digna de un contenido patrocinado.

Pero el periódico económico londinense no es el único medio de relevancia que se ha rendido ante los encantos de Isabel Díaz Ayuso. The Times también le dedicó una página a la presidenta capitolina titulado «Isabel Díaz Ayuso, Iron Lady of Madrid, sets her sights on Spain’s prime minister Pedro Sánchez». En este texto, el periódico nacional británico identificó a Díaz Ayuso como «la Dama de Hierro», un apodo acuñado a la primera ministra de Reino Unido, Margaret Tatcher por su oposición al comunismo.

No solo la prensa inglesa dedica hojas de sus periódicos a la presidenta de la Comunidad de Madrid. La figura de Isabel Díaz Ayuso ha sido ensalzada en los medios de comunicación italianos entre los que se encuentra el periódico más leído en el país alpino, Il Corriere della Sera, donde Díaz Ayuso incluso ha llegado a acaparar portadas y ha concedido entrevistas.

Asimismo, el día después de las elecciones madrileñas, la prensa extranjera recogió el aplastante triunfo de Isabel Díaz Ayuso en los comicios autonómicos. «Reina de Madrid», «Flagelo contra la izquierda» o «Ayuso despierta a la derecha española y desestabiliza a la izquierda» fueron algunas de las frases con las que la prensa internacional se refirió a la presidenta madrileña.

DE PABLO CASADO, NI RASTRO

La estrategia de comunicación de Díaz Ayuso diseñada por su jefe de gabinete, Miguel Ángel Rodríguez, ha calado en el extranjero a pesar de no liderar al Partido Popular en clave nacional y ser una presidenta autonómica más. Del propio presidente del partido de Génova, Pablo Casado, no hay ni rastro en la prensa extranjera. Casado es prácticamente un desconocido para los periodistas más allá de las fronteras españolas y ningún medio de comunicación relevante en la esfera internacional le ha dedicado páginas como lo han hecho con la presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso.

pablo casado

La estrategia de comunicación de Pablo Casado no está funcionando en el extranjero ya que el líder de los ‘Populares’ no consigue acaparar el foco mediático internacional. Incluso, en la propia convención nacional del partido hubo un aluvión de peticiones de acreditación de medios extranjeros para ver a Isabel Díaz Ayuso en el cónclave diseñado para relanzar el liderazgo de Pablo Casado, algo que ha causado malestar en Génova.

el líder de los ‘Populares’ no consigue acapara el foco mediático internacional

Y es que tras la arrolladora victoria en las urnas, Isabel Díaz Ayuso ha disparado su agenda internacional. La presidenta de la región capitolina ha cruzado el charco para llevar a cabo una gira por EE.UU. de la que aterrizó en Valencia para la convención nacional del partido en la que dejó claro que su sitio está en Madrid. Algo que los medios extranjeros no han recogido bien ya que la configuran como la líder suprema de los liberales españoles en detrimento del presidente actual del PP, Pablo Casado.