martes, 25 enero 2022 08:23

Irene Montero da plantón al colectivo LGTBI audiovisual y «revienta» su gala anual

La ministra de Igualdad del Gobierno de España, Irene Montero, iba a ser la invitada de honor de la gala del Observatorio de la Diversidad en los Medios Audiovisuales (ODA). Este gran evento, que se celebra con carácter anual, congrega a miembros del colectivo LGTBI que participan en el sector audiovisual. Actores, directores y activistas se dieron cita en este singular evento que iba a estar capitaneado por Irene Montero. Sin embargo, la ministra no apareció por la gala y, sin dar ninguna explicación, decidió no asistir a la Gala 2021 de ODA.

Según fuentes cercanas a los organizadores del evento, la ministra no dio ninguna explicación sobre su plantón. La ausencia sin justificación desató la indignación entre los periodistas que se encontraban en el Hotel Emperador, lugar donde se celebró la gala del Observatorio de la Diversidad en los Medios Audiovisuales (ODA). De hecho, algunos compañeros de prensa decidieron no cubrir el evento ante la ausencia de la titular del departamento de Igualdad.

Irene Montero era la estrella del evento. Hasta el último momento, la ministra de Unidas Podemos figuraba en la convocatoria y se especificaba en la misma que acudiría al photocall del Hotel Emperador el jueves 9 de diciembre de 2021 a las 20:45 horas. Sin embargo, Montero no apareció por allí ante la sorpresa de la empresa organizadora del evento que no trasladó ninguna justificación del plantón a los asistentes.

Cabe destacar que esa misma mañana, Irene Montero cumplió agenda institucional en Madrid. La ministra «morada» asistió a un acto organizado por la Red Estatal de Mujeres Vecinales que visitaron las dependencias del ministerio de Igualdad del Gobierno de España. A tal acto, también asistió la exlíder de Unidas Podemos en Madrid, Isa Serra que conoció de primera mano el trabajo cotidiano de las mujeres en las asociaciones vecinales.

A pesar de encontrarse en la capital de España, Irene Montero decidió declinar por sorpresa la invitación a la gala ODA. Con este evento, el Observatorio de la Diversidad en los Medios Audiovisuales trata de fomentar la presencia del colectivo LGTBI en los medios audiovisuales. Desde el Observatorio se realizan minuciosos estudios sobre las producciones audiovisuales españolas y el desarrollo de sus personajes en términos de diversidad de género y sexualidades. Cabe destacar que no hay ni rastro de Irene Montero en los eventos organizados por esta asociación que trata de defender los derechos del colectivo en los medios de comunicación audiovisuales.

LA LEY TRANS: UNO DE LOS HITOS DE IRENE MONTERO EN POLÍTICA

Aunque Irene Montero haya dado plantón al colectivo LGTBI en una de las noches más importantes para este grupo, es cierto que la ministra lleva a cabo políticas en favor de los LGTBI en el seno del Gobierno. De hecho, uno de los grandes hitos que Montero quiere sacar adelante es la ‘ley para la igualdad real y efectiva de las personas trans y para la garantía de los derechos LGTBI’, popularmente conocida como Ley Trans.

Este texto legislativo propuesto por Igualdad tiene como objetivo «superar la invisibilidad, estigmatización y falta de reconocimiento de los derechos de las personas lesbianas, gais, bisexuales transexuales e intersexuales (LGTBI) y situar a España en la vanguardia de Europa en la defensa de sus derechos», según ha informa La Moncloa en un comunicado difundido a los medios de comunicación.

Entre las políticas que propone la Ley Trans se contempla el cambio de sexo legal a partir de los 12 años, en diferentes tramos de edad y atendiendo a la madurez y estabilidad del solicitante. Además, también se propone que las personas trans dejan legalmente de considerarse enfermas y podrán ser reconocidas por las administraciones sin que les exijan ningún tipo de informe psiquiátrico. También se favorecen distintas actuaciones para que las mujeres lesbianas, bisexuales y sin pareja vuelvan a tener acceso a las técnicas de reproducción asistida y se garantiza que las personas trans puedan gestar. Asimismo, quedan prohibidas las terapias de conversión destinadas a modificar la orientación, identidad sexual o la expresión de género de las personas y se establece un régimen de infracciones y sanciones para hacer frente a la discriminación que afronta al colectivo en diversos ámbitos de la vida social.

Este texto legislativo propuesto por el Ministerio de Igualdad e impulsado por Irene Montero ha causado fricciones en el Gobierno de coalición. Los miembros socialistas más conservadores, entre los que se encontraba la exvicepresidenta del Gobierno Carmen Calvo, se han enfrentado a las figuras más progresistas de Unidas Podemos. Si bien esta ley causó tensión en el seno del Gobierno, el propio Ministerio de Justicia ya ha dado luz verde al anteproyecto de ley que previsiblemente saldrá adelante antes de que acabe la legislatura vigente. Todo un hito de Montero aunque «se olvide» de asistir a los premios que otorga el colectivo.