miércoles, 21 abril 2021 04:41

El gran legado de “Kamala” Jalloul: regalar en plena pandemia 25 millones a inmigrantes porque sufren “racismo”

Todos los focos están puestos sobre la número dos de las listas del PSOE en la Comunidad de Madrid. Hana Jalloul, o más conocida como “Kamala” Jalloul, es una de las políticas que cuentan con la estrecha confianza del presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, y de su gurú Iván Redondo. Hasta ahí se entiende que la que fue secretaria de Estado de Migraciones haya sido llamada por el PSOE para ser la número dos del PSOE en la Comunidad de Madrid a la espera de que Ángel Gabilondo se retire (y a ser posible este año) de la política. Pero ¿qué ha hecho Jalloul como secretaria de Estado de Migraciones? Pues entre otras cosas, regar en plena pandemia con 25 millones de euros en ayudas a los inmigrantes que residen en España para que se “integren” mejor y se escapen al racismo.

El legado de “Kamala Jalloul” no es muy extenso, pues su paso por el Ministerio de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones ha sido relativamente breve (poco más de un año). Su predecesora Consuelo Rumí pasó a la posteridad por regalar una buena pila de millones de euros para gastar en ayudas en Venezuela, pero esto lo hizo antes de que estallara la pandemia. El reinado de Kamala ha sido más discreto, aunque no ha reparado en gastos para algunos asuntos polémicos como el hecho de gastarse 24.650.000 euros en integrar inmigrantes en España, independientemente de cuánto tiempo vayan a estar en el país.

Hana Jalloul ha jugado con sus dos herramientas, la Dirección General de Migraciones y la Dirección General de Inclusión y Atención Humanitaria. A través de estas direcciones que dependían directamente de ella ha tramitado todas las ayudas y subvenciones directas que llegaban a sus manos. Algunas veces ha concedido 1.984.000 euros a la Cruz Roja para que atendieran todas las pateras que llegaban a las costas de las Islas Canarias, Ceuta o Melilla. Pero otras directamente aprovechaba la ayuda de fondos europeos para tirar la casa por la ventana y dejarse casi lo mismo que ha invertido el Estado en desarrollar una vacuna española en dar ayudas a los inmigrantes legales que estén en España.

jalloul

“Kamala” Jalloul tiene una gran devoción por su trabajo. También se ha dejado 1,7 millones de euros en un programa de ayuda al retorno de personas que residan en terceros países o incluso 100.000 euros que concedió a ACNUR para los solicitantes de protección internacional. Al parecer, en España sobra el dinero para todos a pesar de que la deuda y la quiebra del sistema de Seguridad Social, ministerio al que ella pertenecía, ya asome más que las orejas.

Aún así, al menos sí ha sido relativamente comedida (en comparación con su predecesora en el cargo) a la hora de disparar a discreción dinero público que acababa en lugares y páramos desconocidos. Quizás por la pandemia o solo porque ha estado un año al frente de la secretaría, Jalloul no ha llegado a dar más de diez ayudas estatales para asuntos relacionados con su competencia. Lo que sí, se ha gastado en dar dinero a terceros en asuntos poco relacionados con la pandemia más de 30 millones de euros, justo el importe que ha dedicado el presidente del Gobierno para que el Centro Superior de Investigaciones Científicas desarrolle una vacuna propia.

El mayor legado de Jalloul, en cualquier caso, es regalar 25 millones de euros para subvenciones a inmigrantes enmarcados en una “realidad” que desde el propio ministerio justifican: el racismo que hay en España. Para la Secretaría de Estado, es evidente que los inmigrantes que residen en España sufren actitudes racistas a diario por “su color de piel” y esto es justificación más que necesaria para conceder el 22 de julio de 2020 una ayuda de 24,65 millones para paliar su sufrimiento. “Se convocan subvenciones para actuaciones de interés general en materia de extranjería, destinadas a defensa de dchos. humanos de migrantes y favorecer convivencia y cohesión social, cofinanciadas por UE”, se titula el gran proyecto de Kamala.

Jalloul no debió quedarse conforme con el resultado de la ayuda ya que poco después, en octubre de 2020, emitió una nueva orden por la cual incrementaba en 450.000 euros el importe total en subvenciones directas para la integración de inmigrantes que, a su juicio, son víctimas de racismo en España.

LA HARRIS DE VALLECAS

El PSOE de Madrid no cuenta con Ángel Gabilondo para mucho tiempo. De hecho, el director de gabinete de la Presidencia, Iván Redondo, ha montado la lista del partido a la Comunidad de Madrid con total opacidad solo para tener un control absoluto sobre lo que pase en la capital. El tema es que desde el PSOE saben a ciencia cierta que Gabilondo se irá tan pronto como pueda para ejercer como Defensor del Pueblo y dejará la Asamblea de Madrid. Es por eso que, al igual que ha pasado en Estados Unidos con Joe Biden y Kamala, Redondo ha impuesto a una número dos que está llamada a convertirse o bien en la presidenta de la Comunidad de Madrid o bien en líder de la oposición tan pronto como salga Gabilondo del PSOE. En el grupo socialista la llaman “Kamala Jalloul”, pero en realidad en las listas irá como Hana.

Gabilondo ha sido de nuevo un candidato atropellado. Él no quería y ya estaba prácticamente fuera. Esto lo aseguran desde la oposición y desde el propio partido. Sin embargo, el poco tiempo de maniobra ha hecho que el PSOE haya optado de nuevo por el líder del PSOE de la Comunidad de Madrid bajo el control de Redondo. Es un plan de emergencia. La idea era simple: tirarán de Gabilondo bajo el control publicitario de Redondo y meterán de número dos a un perfil en el que confiar y que tenga gancho, que en este caso es el de Hana Jalloul.

La número dos de las listas del PSOE es más importante que el número uno en estas elecciones. Kamala Jalloul está llamada a ser en el peor de los casos la líder de la oposición o la presidenta de la Comunidad de Madrid. El problema es que pese a que Ángel sea el candidato, no hay nadie en el PSOE que niegue que pase lo que pase Gabilondo saldrá de la Asamblea con dirección al cargo de Defensor del Pueblo tan pronto como se pueda. Aún así, y a pesar de que Kamala esté bien vista por la mayoría de los diputados socialistas, no ha gustado absolutamente nada cómo Redondo la ha impuesto frente a los demás.